Seis hospitales canarios participan en un estudio nacional para mejorar tratamientos contra Covid-19

Seis hospitales públicos de Canarias participarán en un estudio nacional para crear una gran base de datos que trata de ahondar y mejorar los tratamientos contra el coronavirus COVID-19.

Se trata de los siguientes hospitales:

  • El Complejo Hospitalario Universitario Insular-Materno Infantil, en Gran Canaria
  • El Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, en Tenerife,
  • El Hospital Dr. Negrín, de Gran Canaria
  • El Hospital Doctor José Molina Orosa, en Lanzarote
  • El Hospital General de La Palma
  • El Hospital Nuestra Señora de los Reyes, en El Hierro

Este estudio tiene como objetivo identificar los factores de riesgo para desarrollar neumonía severa en pacientes infectados por COVID-19 y de mejorar el conocimiento sobre nuevas terapias eficaces en esta enfermedad.

Estos centros hospitalarios canarios se han sumado al estudio Registro Semi-Covid-19, promovido por la Sociedad Española de Medicina Interna. Se trata de un estudio en pacientes ingresados en los servicios de Medicina Interna por esta enfermedad.

Según Sanidad, el resultado del registro permitirá analizar perfiles de pacientes individuales y desarrollar terapias personalizadas para reducir la gravedad de la infección por COVID-19. La población del estudio incluye a todos los pacientes ingresados por coronavirus que hayan manifestado su consentimiento informado.

Resulta fundamental mejorar el conocimiento sobre nuevas terapias eficaces en esta enfermedad y el análisis de la respuesta clínica a los diferentes tratamientos que se aplican recogidos en un gran base de datos, lo que puede ser un punto de partida crítico para identificar posibles nuevos esquemas terapéuticos que sean posteriormente testados.

Agrega que, dada la emergencia internacional de salud pública por la pandemia causada por el COVID-19, resulta fundamental mejorar el conocimiento sobre nuevas terapias eficaces en esta enfermedad y el análisis de la respuesta clínica a los diferentes tratamientos que se aplican recogidos en un gran base de datos, puede ser un punto de partida crítico para identificar posibles nuevos esquemas terapéuticos que sean posteriormente testados.

En España, siguiendo el informe del Centro Nacional de Epidemiología (CNE), la mayoría de los pacientes hospitalizados por coronavirus son atendidos por unidades de Medicina Interna, lo que hace operativa la recogida de información desde dichos servicios.