“La música en vivo digamos que tiene un futuro lúgubre a medio plazo”

HomeMade es un proyecto musical de estudio que nace, entre otras cosas, tras la forzosa situación de confinamiento a la que el planeta entero tuvo que sucumbir.  Frente a la necesidad de mantener viva la llama, y saciar las necesidades creativas durante el encierro, la imposibilidad de ensayo con bandas en locales y la cancelación de eventos, surgió esta iniciativa entre Lito JGM (guitarrista de la banda de Metal Sinfónico SYMPHIA) y Víctor Arrocha (vocalista de la banda de Thrash/Death WICKEDNESS), quienes tras compartir cartel en un evento de Agosto de 2019 comentaron la posibilidad de hacer una colaboración…

- ¿Cómo presentarían ustedes mismos el proyecto Homemade?
- Lito: Todo comenzó como una colaboración más de estas, de cuarentena… tenía pensado grabar algunas canciones que tenía por ahí pendiente, y como no soy cantante, pues estaba contactando con algunos cantantes para que ellos desde sus casas grabaran las voces y demás. Antes de la primera canción de Homemade, hice otra también con un amigo, pero como a partir de ahí quería darle un toque diferente, más rollo Death Metal a la siguiente pues me puse en contacto con Víctor.

Nos conocemos desde hace años, aunque lo típico, de coincidir en algunos eventos o de fiesta, etc. Pero cuando comenzamos a trabajar en el tema, pues la verdad que todo resultó bastante sencillo. Le mandé la canción casi terminada y con la misma, no sé si fue al día siguiente, Víctor me pasó las voces con una letra suya que encajaba a la perfección.

Y nada, así fue cómo al final nació el proyecto. Poco después hicimos un cover de Amon Amarth y fue igual de fácil. A partír de ahí, fue cuando decidimos hacerlo ya como proyecto musical.

"Lo bueno de que esto sea un proyecto totalmente digital es que se mantiene en reposo. Básicamente se preparan los temas, se van grabando con calma y sin presiones y se va madurando cada paso que se da"
En este proyecto nos dedicamos a hacer lo que nos gusta, cuando queremos y como queremos. Pero sobre todo lo usamos para aprender el uno del otro y tener conocimientos nuevos para nuestros otros proyectos musicales, tanto Víctor por su parte con Wickedness y Juan Puerta y yo con Symphia.

- ¿Qué dificultades entraña dar vida a un proyecto musical sin poder compartir un ensayo?
Lito: Yo creo que la parte más difícil es la de buscar un equilibrio entre la música que nos gusta a los dos e ir innovando, dentro de las medidas que se puedan y conocemos, pero también nos gusta experimentar, tanto con efectos o con las voces. Yo en concreto cuando compongo, pues trato de seguir la onda de los temas que ya tenemos. Igual tengo temas antiguos y les doy una vuelta de tuerca, experimentando con riff o con ritmos diferentes. Luego le paso lo grabado a Víctor y nos llamamos o por Whatsapp y vamos concretando.  Lo mismo pasa con las mezclas. Una vez lo tengo todo empastado le mando una prueba y vamos viendo que podemos ir mejorando. Igual un tema tiene siete mezclas diferentes.

- Y todo este proceso singular, ¿hay algún tipo de ventaja?

Víctor: Digamos que lo bueno de que esto sea un proyecto totalmente digital es que se mantiene en reposo. Básicamente se preparan los temas, se van grabando con calma y sin presiones y se va madurando cada paso que se da, porque siempre tenemos la posibilidad de retomar una idea ya trabajada y añadirle arreglos y recursos según va evolucionando el proyecto. Realmente es súper cómodo trabajar así, aunque se pierda esa magia de directo. Pero al haber comunicación, pues ni tan mal.

"Igual de aquí a un año que tengamos 8/9 temas o a saber, pues decidimos contar con otros músicos y subirnos a un escenario"

- ¿Cuáles son los próximos pasos a dar por la banda?
Lito: Yo creo que siguen siendo los mismos. Poco a poco iremos volviendo a la normalidad de este estado de alarma y tendremos un poco menos de tiempo, pero como no nos marcamos fecha de nada, pues eso, seguir componiendo, grabando, etc. Tenemos intención de grabar lo que sería un primer EP o LP (no lo hemos decidido aún) pero algo más producido sí que va a haber. Pero para eso, aún queda.

- ¿Qué futuro ven a la música en directo?
- Víctor: La música en vivo digamos que tiene un futuro, no incierto, pero sí lúgubre a medio plazo, ya que no sabemos cuál puede ser ahora mismo, el impacto socioeconómico y sociosanitario debida la situación que vivimos.

Ha sido un duro golpe a nivel global para la cultura los sucesos acontecidos por el COVID-19 y se ha parado todo engranaje de la industria del directo, pero albergamos esperanzas en que no se pierda, aunque eso sí, las plataformas de streaming crecieron a lo loco con todas las bandas que decidieron ofrecer shows online durante el confinamiento, y creo que es un formato que se va a sostener bastante a partir de ahora. Mismamente nosotros, nacimos como banda con ese pretexto. Dar algo de show online, y entretenernos.
-Usted Víctor, digamos, es un artista multidisciplinar, ¿a qué otras cosas se ha dedicado en este tiempo de encierro?

- Víctor: Lo cierto es que durante la cuarentena empecé fundamentalmente con mis labores como ilustrador, creando obras inéditas con la intención de venderlas a través de las redes mediante sorteos (estilo rifa) y tuvieron una buena respuesta. Debido a que no podía ejercer como tatuador, había que buscar alternativas. Yo recaudé lo que consideré por cada obra y le dabas a la gente la posibilidad de intentar adquirir una obra original por muy poco.

Además, como bien sabes, entre la fotografía (que me dediqué a hacerme autorretratos sin más), la música, de la que surgieron este proyecto entre otras cosas que hemos ido manteniendo activas, pues recuperé la edición de video que hacía años tenía aparcado.

Me he mantenido entretenido, las cosas como son. No he tenido tiempo de aburrirme, y si un día no me apetecía hacer nada porque me levantaba fofo o así, pues veía series o cocinaba. También (esto ya lo más reciente) empecé a grabar un programa de radio pequeñito en el que hablo y expongo a bandas de folk y viking metal, tema del que soy un apasionado, para una radio local, que suena a través de internet y la cual tiene sede en Güímar.

- ¿Cuál les gustaría que fuera su primera aparición pública como artistas cuando todo vuelva a la normalidad?
- Lito: Pues la verdad que cuando planteamos el nacimiento de Homemade, lo hicimos con la premisa de hacerlo siempre desde el estudio. El rollito del confinamiento nos gustó, el mandarnos las pistas, los audios, tener ese contacto cercano y a la vez lejano. No sé, algo diferente. Creo que los dos somos conscientes que cuando todo esto pase pues tendremos menos tiempo, como decía antes. Víctor seguirá en su estudio de tatuaje y yo soy profe de música en un colegio, así que sí, habrá menos tiempo definitivamente.
Sin embargo, también es cierto que no nos cerramos a lo que pueda pasar en un futuro. Igual de aquí a un año que tengamos 8/9 temas o a saber, pues decidimos contar con otros músicos y subirnos a un escenario.