"La huelga feminista me parece que es un movimiento histórico"

Hortensia Fernández es una de las voces principales de la radiodifusión en Tenerife. Acumula 32 años en el medio con una profesionalidad intachable. Antena 3 Radio, Radio Club Tenerife y ahora Radio El Día son algunas de las cadenas que han conocido de primera mano su forma de hacer periodismo. En el marco de esta importante semana en la que las mujeres paran y alzan la voz para dar visibilidad a sus derechos, Hortensia afirma que en periodismo sigue existiendo la discriminación.

- ¿Cómo llegó al periodismo?

- Fue por casualidad. Me quedaba una asignatura para terminar la carrera de Derecho cuando en Antena 3 Radio necesitaban una persona; me presenté, me hicieron una prueba y me cogieron; fue así de simple. Yo pensaba que sería una experiencia temporal, pero me enganchó de tal forma que a pesar de terminar mi carrera continué en la radio y llevo en el medio 32 años.

- ¿Qué tiene de especial un medio como la radio?

- Tiene algo mágico, que te cautiva. La inmediatez es una ventaja respecto a otros medios de comunicación. La imaginación tiene un papel muy importe,  a través de tu voz el oyente te dibuja en su mente. Es compañera en momentos de soledad, sobre todo en horario nocturno. Es la comunicación invisible entre la audiencia y los que estamos tras el micrófono.  Es la intimidad que te da respecto a otro medio como puede ser la televisión,  es pasión… Yo me acogí a una baja voluntaria en el año 2011 cuando estaba en Radio Club Tenerife  y estuve 2 años sin trabajar y la verdad es que tenía mono de radio.

"Creo que sí hay discriminación en el periodismo. Conozco casos de compañeras que han tenido que dejar su puesto de trabajo porque la empresa no le ha permitido la conciliación a pesar de que la ley les ampara"

- ¿Se cuida la voz especialmente?

- No especialmente; procuro no hacer cosas que me perjudiquen lo que es mi herramienta de trabajo, no fumo ni bebo. Practico yoga y eso te ayuda mucho para el control de la respiración, pero nada más.

- Hasta dónde llega el periodismo en su día a día. ¿Logra desconectar de la profesión?

- No, me resulta muy difícil. Desde que me despierto hasta que me acuesto estoy pendiente de la información, soy una consumidora de radio compulsiva, en mi casa hay radios por todas partes y sintonizo diferentes emisoras. Procuro escuchar programas de compañeros que me puedan aportar algo desde el punto de vista profesional.

- ¿Qué es para usted lo mejor de la profesión?

- El poder  contar historias y conocer a gente muy diversa, es lo bueno que tiene el presentar un programa magazine. Lo mismo entrevistas a un escritor, un cantante, un político, como a gente de la calle que te cuenta su vida,  sus problemas y en ocasiones hasta le echas una mano para solucionarlos.

- ¿Siente que hay discriminación por género en esta profesión?

- Creo que sí, de hecho hay muy pocas mujeres que llegan a puestos de dirección en la profesión. Además, ésta es una profesión con horarios complicados y se hace difícil la conciliación de la vida laboral con la vida familiar. Conozco casos de compañeras que han tenido que dejar su puesto de trabajo porque la empresa no le ha permitido la conciliación a pesar de que la ley les ampara.

- ¿Cómo valora la huelga feminista del pasado 8 de marzo?

- Me parece que es un movimiento histórico, porque si bien se ha conseguido la igualdad legislativa, lo cierto es que en la realidad no es así. Las mujeres asumimos un porcentaje muy elevado del trabajo en el hogar, de cuidados de familiares, en el trabajo aún existe una brecha salarial importante y mucha precarización. Las mujeres son las que están más formadas así lo demuestran los datos de las universidades, pero sin embargo no asumen puestos de relevancia y dirección…aún quedan muchas cosas por conseguir y la huelga del 8 de marzo espero que sirva para avanzar en igualdad real y efectiva.

"Soy una consumidora de radio compulsiva, en mi casa hay radios por todas partes y sintonizo diferentes emisoras. Procuro escuchar programas de compañeros que me puedan aportar algo desde el punto de vista profesional"

- ¿Qué papel juegan las redes sociales en el periodismo? ¿Y en su vida personal?

- Un papel  importantísimo,  es un medio para poder interactuar ente los oyentes y el programa en tiempo real. Lo que ocurre es que a veces nos obsesionamos con las redes y nos olvidamos que lo más importante es el programa. Yo trabajo con muy pocos medios y no puedo dedicar mucho tiempo a las redes, para mí lo más importante es el contenido del programa. En mi ámbito personal, tengo facebook y twiter, pero no soy activa.

- ¿Siente que los periodistas son verdaderamente lo que se conoce como 'el cuarto poder'?

- En la actualidad creo que no es el cuarto poder, la crisis nos ha llevado a una situación muy complicada y de sometimiento para poder sobrevivir. Está ocurriendo un fenómeno tremendo que es la autocensura.

- ¿Hasta qué punto los políticos intentan interferir en el trabajo de los periodistas?

- Hasta el punto que le permiten los directores o los propietarios de los medios. Como comentaba anteriormente la crisis nos ha puesto en una situación complicada,  en muchas ocasiones la supervivencia de un medio depende de la publicidad institucional y eso supone sumisión y autocensura que es la peor de las censuras.