José Manuel Bermúdez: "Yo valoraría las alternativas posibles para el 2021, garantizando la salud de todos"

El exalcalde de Santa Cruz de Tenerife, José Manuel Bermúdez, es un declarado amante del Carnaval. Durante ocho años estuvo al frente de la ciudad cuna de uno de los mejores Carnavales del mundo y hoy habla con AtlánticoHoy sobre cómo vivió el pasado carnaval 2020 desde la oposición y sobre cómo ve el futuro tras la crisis sanitaria del Covid-19.

El carnaval 2020 fue el primero después de un tiempo que no estuviera bajo su mandato. ¿Qué reflexión haría del pasado Carnaval?
El Carnaval mantuvo el tono vital que le ha caracterizado siempre gracias al pueblo de Santa Cruz. La pasión que le ponen los grupos a todo lo que hacen, desde que comienzan los ensayos hasta la última de sus actuaciones, igual que el esfuerzo de tantos diseñadores en la elaboración de trajes y fantasías, permitieron, un año más, mantener el listón muy alto. Y todo ello a pesar del desbarajuste de la organización, como coincidió en apreciar la mayor parte de la ciudadanía, mostrando su desagrado por tantas ocurrencias e improvisaciones. Para colmo de males, nos encontramos con una serie de decisiones erróneas en materia de seguridad, sobre todo en lo que respecta al Domingo de Carnaval, la alerta vigente y las recomendaciones a la población por la extraordinaria calima de aquel día, que ponían en riesgo la salud de las personas. Es un tema que nos preocupa y sobre el que demandamos más información para actuar en consecuencia, una vez que pase la crisis del coronavirus.

"En el pasado Carnaval hubo un desbarajuste de la organización, como coincidió en apreciar la mayor parte de la ciudadanía, mostrando su desagrado por tantas ocurrencias e improvisaciones"

¿Qué acto o evento le hubiera gustado hacer y que no pudo durante el tiempo que gobernó?
Creo que el Carnaval de siempre no necesita grandes innovaciones sino potenciar sus cualidades, esas características que lo hacen único en el mundo. Por eso hemos procurado conservar su estructura y, en todo caso, tratar de realzar actos como el certamen de Ritmo y Armonía de las comparsas o potenciar los Carnavales de Día.
¿Considera que el Carnaval de la calle debe ser protegido por las últimas acciones de la asociación de vecinos 'El Perenquén'?
Seguimos en la idea que defendimos en la última edición que nos tocó gestionar. Santa Cruz posee un Carnaval único y, por tanto, un patrimonio inmaterial que debemos preservar y difundir como una señal que nos identifica y nos enorgullece. Por eso, igual que por lo que supone para la promoción exterior y la generación de economía y empleo, consideramos necesario adoptar medidas de carácter normativo que lo protejan, para que no quede a expensas de voluntades individuales que pongan en riesgo no ya su esencia, sino su propia pervivencia. Y todo eso pasa, sí o sí, por mantener su presencia en la calle.
Durante su mandato la concejalía de fiestas estuvo en manos de Fernando Ballesteros y Gladis de León. ¿Cómo los definiría? ¿Qué valoración haría cada una de estas etapas?
En ambos casos, puedo presumir de haber contado con dos personas tremendamente trabajadoras y entusiastas del Carnaval. En Fernando y Gladis encontré a dos colaboradores extraordinarios, que se volcaron en la organización y gestión de los Carnavales, teniendo en común, además, una sensibilidad especial para escuchar a la gente que realmente hace grandes nuestras fiestas.
José Manuel Bermúdez | CEDIDA

José Manuel Bermúdez, disfrazado en el último Carnaval | CEDIDA


Recientemente se ha reunido con representantes de diferentes colectivos carnavaleros; ¿entiende el nerviosismo del sector?, ¿concibe que el órgano de gobierno no haya atendido sus dudas?
Estas reuniones forman parte de los encuentros que he mantenido con representantes de todos los sectores sociales, vecinales, económicos, culturales y deportivos de Santa Cruz ante una crisis como la que nos ha tocado vivir. Porque entiendo que la política solo es posible en contacto directo con los vecinos y por eso creo en la participación ciudadana. Así que esa inquietud a la que se refiere, no solo entre la gente del Carnaval, resulta comprensible cuando los gobernantes de turno deciden aislarse y el vecino no encuentra respuestas a sus dudas y preocupaciones.
¿Le gusta la temática del próximo carnaval, “Carnavales del mundo”?
Es un poco extraña pero pensándolo bien se le puede sacar partido escogiendo características de otros Carnavales.

"El Carnaval 2021 va a depender de cómo evolucione el coronavirus en los próximos meses y lo que consideren las autoridades sanitarias"

¿Cambiaría algo en el Carnaval actual?
Seguro. Pero más que en el diseño de los actos, desfiles, galas o actuaciones, me centraría en todo lo relacionado con la seguridad, porque lo del último Carnaval no puede volver a repetirse. Es muchísima la gente que participa y disfruta de estas fiestas para que se tomen medidas arbitrarias en una materia tan sensible.
¿Ve viable el Carnaval 2021?
Evidentemente, todo va a depender de cómo evolucione el coronavirus en los próximos meses y lo que consideren las autoridades sanitarias. Ahora mismo, a tenor de la información que nos va llegando, parecería que sí. Pero seguramente es pronto para pronunciarnos de una manera más firme.
 
Si le pidieran su opinión, ¿qué alternativas valoraría para la fiesta del próximo febrero? 
Cualquiera que hiciera posible su celebración garantizando la salud de todos.