"Si Albert Rivera quiere liderar el centro derecha no puede pactar con el Partido Socialista"

Las urnas este 28-A han arrojado un resultado complejo, incluso sorpresivo, marcado por sucesos que resultaron claves en la suma de votos como la movilización de la izquierda y la altísima participación en general, del 75,78%, la desunión de la derecha y el desplome histórico del PP. Ahora llega el momento de tomar decisiones ante las que se abren diversas posibilidades que determinarán el escenario político de los próximos años en nuestro país. 
Para comprender mejor las distintas alternativas y sus consecuencias, el profesor de Ciencia Política y de la Administración en la Universidad de La Laguna (ULL), Adrián García Rojas, analiza para el medio digital canario AtlánticoHoy el complejo escenario político que se vislumbra en la actualidad.
Una de las claves para este doctor en Ciencias Políticas y Sociología (Sección Políticas) por la Universidad Complutense de Madrid, radica en que Albert Rivera (Ciudadanos) no puede pactar con el Partido Socialista "si quiere liderar el centro derecha".
"No le conviene a Albert Rivera llevar a cabo un apoyo explícito al Partido Socialista, pero vamos a tener que esperar a que se vayan configurando los ayuntamientos, cabildos, diputaciones, parlamentos autonómicos y gobiernos autonómicos. Si quiere ese liderazgo dentro del centro derecha, indudablemente no puede pactar con el Partido Socialista", manifestó el experto.
Sin embargo, considera que el presidente Sánchez "sí está en disposición de gobernar en solitario, con apoyos puntuales de Unidas Podemos, porque claro, si no te metían en el gobierno cuando tenías 74, ahora con 43 o 44 diputados, menos te van a meter", subraya.

"Lo que es evidente es que hay un claro ganador, que es el Partido Socialista, y que crece en torno a 6,5 o 7 puntos sobre 29 más o menos", pero "lo llamativo es la debacle, porque no tiene otro nombre, del Partido Popular"

Asimismo, opina que la participación elevada y los debates televisivos han podido marcar estas elecciones aunque estos aspectos “mueven poco, se dice que no más de tres puntos, pero yo creo que sí pueden explicarlo". De hecho, mantiene que las últimas encuestas daban en torno al 20 por ciento de votos al PP y está tres puntos y algo por debajo. Una de las explicaciones posibles para eso podría ser el "voto a ese liderazgo de Albert Rivera dentro del centro derecha, porque ya se daba por descontado lo que le quitaba, por decirlo de alguna manera, Vox, que estaba rondando ese 10, o 10,5 por ciento, y la competencia se produce en los bloques".
Por lo general, García Rojas señala que, sin lugar a dudas, "las encuestas indicaban bastante claramente la tendencia que había". Sin embargo, "la sorpresa ha sido, aunque parece ser que había algunas encuestas que desconocíamos que lo detectaban, la caída del PP", recuerda. "Lo que es evidente es que hay un claro ganador, que es el Partido Socialista, y que crece en torno a 6,5 o 7 puntos sobre 29 más o menos", pero "lo llamativo es la mayor debacle, porque no tiene otro nombre, del Partido Popular desde que se refunda en el año 91. Es un partido que tiene unos resultados, e incluso Alianza Popular, previamente en el año 82, tuvo un viso de un 24% o 25%".
Existe, en opinión del experto, un tercer dato relevante, que es, en el centro derecho del Partido Popular, Ciudadanos. "En los últimos debates, el votante de centro derecha ha visto como líder al señor Rivera, que nos quería fijar que su liderazgo era mucho más fuerte que el de Casado. A eso se le puede buscar la excusa que se quiera en el Partido Popular, pero yo creo que se ha quedado a 0,8... Eso significa que le está soplando en el cuello al Partido Popular y que en las Elecciones Europeas le puede dar el famoso sorpasso, o no." "Por ahí van los tiros", asegura.
Por otro lado, destaca "un cierto fracaso, que queda oscurecido por el del Partido Popular", que es el de Unidas Podemos, que pierde un porcentaje de votos que vuelve al Partido Socialista. "Es un dato también relevante", comenta García Rojas.
¿Qué explica que, contra todos los pronósticos de las encuestas, el bloque de izquierdas esté equiparado al bloque de centro derecha en porcentaje de votos, o, incluso, un poco más? La respuesta es, en opinión del experto universitario, la participación, que ha sido "muy alta y, cuando en las elecciones de España ha habido una participación alta, en general es porque hay un cambio importante,  como ha ocurrido siempre que en España se han producido cambios de ciclo. Es la constatación de un cambio en sí", destaca.
Tradicionalmente, la participación siempre favorece a los partidos de izquierda porque "el elector de izquierda, contra lo que se pudiera pensar, suele tender a no asistir a las urnas. El votante de centro derecha parece que suele acudir más a votar", diferencia.
Asimismo, otro de los aspectos claves radica en el fenómeno de Vox, que "ha sido menos de lo esperado. Si no llegan a crear tantas expectativas todos hubiésemos dicho: 'Mi madre, 24 diputados', pero con las expectativas que se habían creado parece que es un resultado bueno, indudablemente, de cero a 24, pero por debajo de las expectativas que, incluso, le daban las encuestas a pie de urna este domingo por la noche".
En resumen, el experto considera que "los resultados son los que son, y entre el primero y el segundo, que es el Partido Popular, hay en torno a 13 puntos de diferencia más o menos, cuando antes el PP le sacaba al PSOE en torno a 10 o 10,5.".

Sorpresas también en Canarias

En el archipiélago canario destacan sorpresas como la protagonizada con Coalición Canaria en la provincia de Santa Cruz de Tenerife, que obtuvo dos diputados "contra cualquier tipo de pronóstico".

"Creo que uno le dábamos casi todos por hecho, aunque las encuestas no lo terminaban de dar, pero aquí sí se mascaba que iba a haber uno, pero ya dos no entraban en ninguna de las especulaciones que se hacían", especifica García Rojas.

Los resultados en la provincia de Las Palmas, "que no están mal, y que se pueden explicar por el peso demográfico de la isla de Gran Canaria, puede ser el aporte que hace José Miguel Bravo de Laguna y su partido, que posiblemente pueda explicar en parte lo que estamos hablando".