El Obispado de Canarias recomienda a los mayores seguir la misa por TV y radio

El Obispado de Canarias ha decidido suspender los Vía Crucis y demás celebraciones públicas de piedad previas a la Semana Santa y ha recomendado a los fieles de mayor edad o con una salud vulnerable que sigan en los próximos días las misas por televisión y radio, en lugar de en sus parroquias. 

En un comunicado, los responsables de la Diócesis de la provincia de Las Palmas anuncian las medidas que han adoptado para ayudar a contener la expansión del coronavirus.

Con esa finalidad, el Obispado pide a todos sus sacerdotes que suspendan las clases de catequesis hasta pasada la Semana Santa, que pospongan las confirmaciones y que, par la celebración de bodas, bautizos, funerales y misas sigan los consejos que vayan emitiendo en cada momento las autoridades sanitarias.

"Se recuerda a los sacerdotes y ministros extraordinarios de la Comunión la necesidad de lavarse las manos con jabón y usar gel desinfectante antes y después de la distribución de la Sagrada Comunión"

"Ante las celebraciones de las previstas primeras Comuniones, invitamos a los párrocos a que, en diálogo con las familias, afronten este tema, dentro de la debida prudencia y las indicaciones de las autoridades sanitarias", añade.

Además, dispone que el agua bendita se retire los templos, que en las misas se suprima por ahora el gesto de darse la paz, que cualquier acto de veneración de las imágenes sagradas respete la precaución de no tocarlas y que los curas den a sus feligreses la comunión en la mano.

"Se recuerda a los sacerdotes y ministros extraordinarios de la Comunión la necesidad de lavarse las manos con jabón y usar gel desinfectante antes y después de la distribución de la Sagrada Comunión", enfatiza el Obispado, que insta a que "se refuerce la limpieza e higiene de todos los lugares públicos de la iglesia".

No obstante, también hace una recomendación general a todas sus parroquia para que "los templos sigan abiertos, como habitualmente, para favorecer la visita al Santísimo y la oración personal".