El Herbalife Gran Canaria acaba con el Morabanc Andorra

Image

El Herbalife Gran Canaria rompió la racha victoriosa de MoraBanc Andorra (99-95), que se presentó en la isla con siete triunfos ligueros consecutivos, y ganó también el basket average particular a su adversario gracias a la actuación de un sensacional Eulis Báez (22 puntos y 21 de valoración).  

Los amarillos hicieron valer su victoria en el tercer cuarto. Donde desplegaron su mejor baloncesto

Los andorranos tomaron la iniciativa en los primeros minutos, hasta que un inspirado Luke Fischer, muy atinado en defensa y ataque, logró tres canastas consecutivas para dar la primera ventaja a los locales tras un parcial de 6-0 (8-5). 

Pese a ello, el conjunto de Joan Peñarroya castigaba a los pupilos de Luis Casimiro desde la línea de tres puntos (12-16), aunque la entrada en cancha de Mekel en sustitución de un Oliver desacertado ante el aro rival en su partido 550 en la Liga Endesa daba sus frutos y Gran Canaria se recomponía. 

Los visitantes iban a concluir este primer parcial con cuatro puntos arriba, pero un triple de DJ Seeley desde el medio del campo establecía un apretado 21-22. 

Casimiro, fiel a su costumbre, rotaba el equipo y Herbalife se iba de cinco en el segundo cuarto (36-31) merced a la anotación de varios jugadores que no habían actuado de inicio. 

El esloveno Blazic era una pesadilla para la defensa isleña, incapaz de cortar la racha de triples conseguidos por Albicy, Shurna y el propio Blazic, lo que unido a las canastas de dos de Jelínek hacían que Andorra se fuese de seis (39-45).

Pasenikcs redujo diferencias, y justo a continuación una falta señalada a Rabaseda exasperó a Casimiro, que recibió una técnica, y los visitantes ampliaban a siete la diferencia, aunque Pasecniks hizo que se llegase al descanso con un 43-48 en el electrónico. 

En la reanudación el Gran Canaria, intenso en defensa y muy bien dirigido por Mekel, que además encestaba con relativa facilidad, daba la vuelta al choque 56-55, pero Andorra se resistía a perder su prolongada racha victoriosa (empate a 61 a 3.16 para el final de este cuarto). 

Herbalife, con la valiosa aportación de su capitán Eulis Báez, que siempre aparece en los momentos complicados, se iba al final de este cuarto aventajando en tres puntos (69-66) a un rival incomodísimo. 

El último periodo comenzó con una sucesión de triples de ambos equipos, hasta que Báez se erigió en protagonista en el apartado ofensivo y daba a los suyos ocho puntos de renta (84-76, a falta de 5.55), y de paso desquiciaba a Peñarroya, que recibía una técnica. 

Un triple de Báez posibilitaba que Gran Canaria se acercase al triunfo (89-79 con 4.44 por jugarse), en una fase en la que los locales se gustaban e imponían su dominio (91-80), aunque Andorra apretaba hasta el 92-88 con canasta de Jaime Fernández. 

Sin embargo, Herbalife, con un triple de Seeley (95-88), acariciaba un triunfo que ratificaría poco después. 

HERBALIFE GRAN CANARIA 99 
MORABANC ANDORRA 95

HERBALIFE GRAN CANARIA (21+22+26+30): Oliver (8), Radicevic (8), Rabaseda (7), Aguilar (2) y Fischer (8) -quinteto inicial-, Mekel (14), Brussino (5), Seeley (6), Balvin (11), Pasecniks (8) y Báez (22).

MORABANC ANDORRA (22+26+18+29): Albicy (6), Walker (2), Jelínek (12), Shurna (11) y Diagné (5) -quinteto inicial-, Fernández (12), Iverson (7), Blazic (14), Jankovic (9), Sané (17) y Stevic (0).

ÁRBITROS: Calatrava, Bultó y Olivares. Eliminado por faltas personas el jugador local Xavi Rabaseda (m. 40).

INCIDENCIAS: Gran Canaria Arena. Presenciaron el encuentro 5.394 espectadores.