Rubén Cabrera se despide hoy de tres días intensos en el Isla de Lobos

Víctor Bossecker, chef ejecutivo del Hotel Princesa Yaiza (Palaya Blanca, Lanzarote), me confirmaba hace unos días que se había invitado formalmente a Rubén Cabrera (jefe de cocina de La Cúpula), para desplegar su concepto de cocina en el buque insignia del complejo hotelero, el Isla de Lobos, que ha acogido la puesta en escena del tinerfeño hasta hoy sábado (día 15 de julio) de menús degustación específicos para la ocasión.

Tanto Bossecker como el director del Princesa Yaiza, Óscar Pubill, han hecho posible este encuentro gourmet en el calendario gastronómico, dentro de los que se suelen organizar a lo largo de la temporada, caso de la sumiller Nuria España (restaurante Monastrell de Alicante, una estrella Michelín y campeona de España Facyre 2016).
Image
La secuencia que propone Cabrera y con la que hoy culmina se inicia con una serie de snacks (mantequillas y cremas, crocante de yuca con patudo y mayonesa picante, melón translúcido con vinagreta de mejillones y cítricos), para seguir con los entrantes, gambas de La Santa en salazón líquido con jugo de hinojo y yuzu, y rancho canario 2.7.
El que se proclamó vencedor en el III Certamen Nacional de Gastronomía de Facyre (Adeje 2016) apuesta luego por el pescado, concretamente un cherne en caldo de berro griego y lima, y pil-pil de alga kombu con aguacate. Se decanta el chef para cerrar la línea salada por una pularda mechada con queso de cabra, "salsa umami de anguila y parchita.
Image
Para el pre-postre, el cocinero ha concebido un quesillo de mojito de coco y ñalamancí. "Amargo que te quiero dulce" es el postre de la velada, mientras que los petit four para el café consistirán en mimos de algarroba, galletas de mantequilla y fresas maceradas.
Rubén Cabrera ha tenido la oportunidad de visitar lugares emblemáticos de Lanzarote junto con Víctor Bossecker y desde este jueves (día 13) se dispone a dejar un exquisito regusto entre los comensales.
Image