Histórico del próximo rival del Tenerife, el Extremadura

El CD Tenerife se verá las caras, este próximo viernes [7 de
diciembre] a partir de las 20:00 horas, ante el Extremadura. Será la decimotercera ocasión en la que el equipo de Almendralejo visite el Heliodoro Rodríguez López. Algo que no ocurre desde hace 18 años. 

Los insulares solamente perdieron un partido de sus trece enfrentamientos con los extremeños

El bagaje de los blanquiazules está prácticamente inmaculado, ya que de
esos trece enfrentamientos han conseguido diez victorias, dos empates y una única derrota. 

Precisamente dicho tropiezo se produjo en la última visita del
Extremadura al recinto capitalino. Corría el 3 de diciembre del año 2000, cuando los tinerfeños caían derrotados por 0-2. Siendo Karanka – de penalti – e Ismael, los autores de los goles. 

Ese día los extremeños evitaron que el equipo dirigido por Rafa Benítez
lograra un hito en su historia, el lograr siete victorias de manera consecutiva. Pese a ello, los blanquiazules terminaron logrando el ascenso a final de temporada a la Primera División. 

La primera visita de la escuadra pacense a Tenerife data de la campaña
54-55, la segunda de los blanquiazules en la categoría de plata. El equipo que entonces dirigía José Planas, que más tarde sería sustituido por Carlos Muñiz, ganaba por un contundente 3-0 con un 'hat trick' de Julio. Al año siguiente, los extremeños arañaban un punto, merced a un discreto empate a cero. 

Sin embargo, de aquí en adelante, el Tenerife hilvanaría ocho victorias consecutivas en otras tantas visitas del Extremadura a la Isla. Así, en los cursos 56-57 y 57-58 el equipo tinerfeño firmaba dos goleadas por idéntico resultado, 4-1. 

Image

Acción de la última visita del Extremadura al Heliodoro

En el primer caso, con Diego Lozano en el banquillo, Villar, Padrón,
Julio y Antonio fueron los autores de los tantos tinerfeñistas. Un año más tarde prácticamente se repetía la historia, pero esta vez era José Espada el entrenador. Los goleadores fueron curiosamente casi los mismos, solo que en lugar de Padrón marcó Antó. 

Tenerife y Extremadura coincidirían tres años más en Segunda División antes de que los insulares ascendieran a Primera. Y en todas ellas el equipo azulgrana se iría de vacío de la Isla. Así, en el ejercicio 58-59, el equipo tienrfeño ganaba por 2-0 con goles de Antonio y Antó; un curso más tarde se imponía por 2-1 (Joseito y Prendes); y en la 60-61, firmaba un nuevo 2-0. Este último partido correspondía a la última entrega de la primera vuelta y el Tenerife se afianzaba, gracias a este triunfo, en el primer puesto de la clasificación igualado a puntos con el Ceuta. 

El esporádico paso del equipo insular por la Primera División y el posterior descenso de los extremeños los separaría a ambos durante casi una década; de manera que no se volverían a ver las caras en liga hasta la campaña 68-69 y en la Tercera División de antaño. 

Fiel a la tradición, el Tenerife volvía a imponerse al Extremadura, en esta ocasión por 3-0. Luego, al año siguiente repetiría goleada, aunque esta vez fue más escandalosa. El grupo de García Verdugo le hacía media docena a los de Almendralejo (6-1), con tres goles de Cabrera, dos de Juanito y uno de Lelio. 

Esa temporada el Tenerife acabaría en el segundo puesto, insuficiente para retornar a Segunda A, algo que no ocurriría hasta la temporada siguiente. Luego, tinerfeños y extremeños se perderían la pista hasta los años noventa. 

De esta forma, ambos equipos se reencontraron en Primera División. Transcurría la temporada 96-97 e Iosu Ortuondo cumplía su primera etapa en el Extremadura. Robaina y Vidmar le daban entonces el triunfo al Tenerife en un partido que acabó 2-1. Fue una mala campaña para los extremeños que acabarían descendiendo a Segunda A, aunque de inmediato volverían a la élite curiosamente de la mano del ahora entrenador blanquiazul, Rafael Benítez.