Los bares y restaurantes de la Zona Centro de Santa Cruz no abrirán el 11 de mayo

Los locales de restauración asociados a la Zona Centro de Santa Cruz de Tenerife y a la Asociación de Empresarios y Comercios de la Avenida Marítima (AECAM) han decidido no abrir el 11 de mayo, día en el que inicia la fase 1 de la desescalada.

En esta fase estará permitido la apertura de las terrazas con una ocupación de hasta el 30 por ciento pero, sin embargo, los más de 200 asociados han tomado esta decisión porque consideran que las medidas no son suficientes para garantizar la seguridad y rentabilidad de los establecimientos.

El presidente de AECAM y vicepresidente de la Zona Centro, Agustín Morales, ha señalado en declaraciones a EFE que es necesario que se autorice la ampliación de las terrazas, lo cual permitiría mantener la distancia de seguridad y conseguir más ocupación.

Agustín Morales ha informado de que las asociaciones de comerciantes se han reunido por vía telemática con el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife y han presentado una solicitud para ampliar las terrazas de los locales de restauración. Asimismo, el representante de AECAM ha subrayado que es necesaria una medida que permita a los trabajadores que están con un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) ir reincorporándose al trabajo de manera progresiva a la vez que aumenta el aforo permitido.

Morales ha expresado que los empresarios tienen miedo por cómo será la salida de las personas a la calle, porque consideran que la gente aún está temerosa, y por tanto, no creen que el día 11, cuando se abran los bares, habrá cola de clientes esperando para ir a beber y comer.

La reducción del aforo y del volumen de trabajo no será rentable para poder mantener el mismo número de empleados, por lo que los empresarios prefieren continuar con sus comercios cerrados, ya que no pueden sacar a sus trabajadores del ERTE según vaya aumentado el porcentaje de ocupación.

“Todo es nuevo para nosotros y no sabemos cómo actuar”, ha recalcado Morales, quien ha añadido que los empresarios no han recibido ningún tipo de orientación en cuanto a las medidas que deben tomar, como con qué productos limpiar y desinfectar el local.

Los dueños de algunos establecimientos de otras zonas comerciales de la isla han buscado soluciones por su cuenta y han comprado cañones de ozono para desinfectar o mamparas para la separación de los clientes; no obstante, Morales considera que es una inversión inviable si solo se puede facturar un 30 %.

Aparte, el presidente de AECAM ha informado de que en la fase 0 los locales que ya se encontraban realizando envíos de comida a domicilio permitirán la recogida del pedido en el establecimiento; sin embargo, los otros bares y restaurantes no abrirán únicamente para entregar pedidos.