Unidad canaria para exigir el convenio de carreteras

El Gobierno de Canarias y los siete cabildos insulares han exigido hoy de forma común al Gobierno de España la firma inmediata del nuevo convenio de carreteras, negociado desde finales del año pasado.

El retraso en la firma de este convenio impide la licitación de obras nuevas programadas en las siete islas, denunció el vicepresidente y consejero de Obras Públicas del ejecutivo regional, Pablo Rodríguez, tras reunirse con representantes de la Federación Canaria de Islas (Fecai).

El presidente de turno de la Fecai y del Cabildo de Tenerife, Carlos Alonso, consideró fundamental disponer de un marco plurianual de inversiones que permita licitar obra nueva, no solo continuar la que está en ejecución.

"Para eso necesitamos un convenio, con independencia de que haya presupuestos o no", dijo Carlos Alonso, quien exigió que la firma sea inmediata y en los términos negociados a finales de 2017.

Según Carlos Alonso, es posible "jurídica y presupuestariamente" la firma del convenio, aunque no se hayan aprobado los presupuestos del Estado de 2018.

Pablo Rodríguez señaló que en el presupuesto estatal de 2017 incluía 219 millones de euros para carreteras y al prorrogarse para 2018 esa misma cantidad debe incorporarse para poder licitar nuevas obras.

El consejero recordó que el Tribunal Supremo ya ha reconocido la deuda del Estado con Canarias por el incumplimiento del convenio de carreteras en 2012, pese a lo cual el Ministerio de Hacienda "no quiere ni oír hablar" de la deuda generada desde ese año en adelante.

El último Consejo de Ministros aprobó una adenda al anterior convenio que permite continuar con las obras en ejecución, pero ahora lo que se necesita es poder licitar obras nuevas y para eso hay que firmar el nuevo convenio, insistió.

Muchas de esas obras nuevas deberían estar terminadas desde hace tiempo pero no ha sido así precisamente por el incumplimiento del Estado del anterior convenio, denunció.

Pablo Rodríguez insistió en que son obras importantes porque afectan "al día a día de los ciudadanos", que sufren los problemas de movilidad y conectividad, de manera que no se trata de una reivindicación del Gobierno, sino de toda la sociedad.

Carlos Alonso subrayó el apoyo de los cabildos a la demanda del Gobierno para que se firme el nuevo convenio y recordó que la sentencia del Tribunal Supremo reconoce una deuda del Estado con Canarias por un incumplimiento "muy lesivo" de sus compromisos con las islas.

"Si no se firma el convenio se vuelve a castigar a las islas", denunció el presidente de la Fecai