Trump está descontento con la cooperación entre Xi y Maduro frente al coronavirus

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró este viernes que no está "contento" con el acuerdo suscrito por los mandatarios de China, Xi Jinping, y Venezuela, Nicolás Maduro, para ampliar su cooperación frente al coronavirus.

Trump hizo esas declaraciones durante una rueda de prensa en la Casa Blanca en respuesta a las preguntas de una periodista sobre el pacto entre Xi y Maduro, al que Washington ha acusado de terrorismo y narcotráfico, además de ofrecer una recompensa de 15 millones de dólares por información que lleve a su captura. 

"No estaríamos contentos si eso se ha producido. No he hablado con el presidente de China sobre Venezuela, sobre ese aspecto de Venezuela, pero si eso ha ocurrido no estaré contento. No estaré contento", manifestó Trump.

Preguntado sobre si le preocupa que el acuerdo sobre el virus se extienda a otros aspectos económicos, el gobernante estadounidense respondió: "Estoy preocupado por todo. Me preocupa todo, por eso no duermo mucho. Yo me preocupo por todo, pero no estaría feliz con eso". 
Según la Cancillería venezolana, en una llamada telefónica, Xi aseguró que las autoridades chinas están "dispuestas a ampliar la cooperación en las próximas semanas", después de que su país enviase varias toneladas de ayuda humanitaria en los últimos días. 
La Administración de Trump ha intentado aislar diplomática y económicamente a Maduro, mediante la imposición de sanciones y ha expresado su apoyo por el líder opositor Juan Guaidó, reconocido como presidente interino de Venezuela por medio centenar de naciones.

Trump se enorgullece de haber tratado a China de "una manera muy dura" para impedir que se "aproveche" de EE.UU. y, por ello, inició en 2018 una guerra comercial, que llevó a la imposición mutua de aranceles. No obstante, en diciembre de 2019, llegaron a un principio de acuerdo. 
Finalmente, cabe destacar que Trump ha acusado a la Organización Mundial de la Salud (OMS) de haber privilegiado a China en la crisis del coronavirus y, esta semana, amenazó con suspender la contribución de su país a esa organización.