La Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales del HUC renueva su equipamiento

Dos respiradores neonatales de ventilación mecánica convencional y alta frecuencia, tres respiradores para ventilación mecánica no invasiva, cuatro incubadoras para cuidados intensivos neonatales, una incubadora de transporte de soporte vital avanzado y cuatro cunas térmicas de cuidados intensivos dotadas de fototerapia son parte del nuevo equipamiento que busca optimizar y brindar una mejor atención en la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales del Complejo Hospitalario Universitario de Canarias (HUC), adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias. 

Image

Nuevas cunas de neonatal | CEDIDA

Además, se adquirieron dieciocho cunas para neonatos, un ecógrafo para ecocardiografía y ecografía craneal transfontalenar y acceso vascular ecoguiado y un conjunto de monitorización y gestión central de datos clínicos para cuidados intensivos neonatales y pediátricos.

El presupuesto de este nuevo equipamiento asciende a 616.080 euros, de los que 275.000 corresponden al conjunto de monitorización y gestión central de datos clínicos para los cuidados intensivos neonatales y pediátricos, 129.000 se refiere a los respiradores, 112.000 a las incubadoras, 70.000 para las cuatro cunas térmicas dotadas de fototerapia y las 18 cunas para neonatos y 30.000 del ecógrafo.

Para el personal que trabaja en el servicio “la llegada de estos nuevos equipos soluciona una necesaria renovación tecnológica que permitirá contar con una Unidad capaz de dar respuesta asistencial en una especialidad que atiende a pacientes tan complejos y al tiempo tan sensibles”.

Image

Nueva incubadora HUC | CEDIDA

Ingresos en neonatología
Cabe considerar que el Servicio de Neonatología del HUC registró en 2016 un total de 620 ingresos en Neonatología, 374 en Cuidados Intensivos Neonatales y 327 en Cuidados Intensivos Pediátricos.
En Cuidados intensivos Neonatales se atiende a los recién nacidos que presentan patología patología desde su nacimiento de diferente origen y consideración. Así, el grupo de mayor trascendencia lo constituyen los recién nacidos prematuros, pacientes que concentran la mayor parte de los recursos, tanto tecnológicos como de personal para su asistencia.