La familia de Yeremi Vargas en "estado de shock"

El archivo de la causa contra el principal sospechoso de la desaparición de Yeremi Vargas por orden judicial ha dejado "estado de shock" a los parientes del niño, que recurrirán la decisión, según ha dicho a Efe su abuelo, José Suárez, portavoz de la familia.

En su nombre, José Suárez ha expresado el desacuerdo de los allegados del pequeño con el sobreseimiento del caso, acordado por el Juzgado de Primera Instancia Número 2 de San Bartolomé de Tirajana, desde la convicción de que el acusado, Antonio Ortega, es el responsable de lo que le sucedió al menor.

"Sabemos que se ha llevado a Yeremi, porque ha ofrecido detalles del niño que no sabía nadie, y que nos denieguen la solicitud de un careo y la reconstrucción de los hechos nos ha dejado muy mal", ha declarado el abuelo.

Si bien ha insistido en que los parientes del niño seguirán tratando de conseguir que Ortega sea condenado, incluso a pesar de que, en su opinión, lograrlo se haya vuelto más difícil debido a que el trabajo desarrollado por la Guardia Civil para recabar indicios que confirmaran su culpabilidad, "desgraciadamente, lo han echado por tierra" durante la instrucción de la causa.

Y ha lamentado la mala suerte que ha tenido su familia, que contrasta con la buena fortuna que creen que ha tenido "el delincuente y asesino este, que se encuentra en prisión" pero dejará de ser imputado por la desaparición del niño en virtud del archivo del caso, incluso a pesar de que un compañero de celda aseguró que le había dicho que él sabía qué le ocurrió a Yeremi.

"Es increíble que una persona mate, que él mismo declare que haya matado, y que no se lo crean", ha sentenciado al respecto. 

El Juzgado de Primera Instancia Número 2 de San Bartolomé de Tirajana ha acordado el sobreseimiento provisional y el archivo de la causa abierta contra el principal sospechoso de la desaparición de Yeremi Vargas, Antonio Ortega, al "no existir ningún indicio" de su participación "ni de ninguna otra persona". 
Motivos por los que se archiva el caso
El juzgado estima que los indicios recopilados hasta ahora sobre la desaparición del niño, ocurrida el 10 de marzo de 2007 en el municipio grancanario de Santa Lucía, "no permiten mantener un proceso penal formal contra el hasta ahora principal sospechoso de su desaparición". 

Para el magistrado Juan Manuel Herno, "no existen en este momento medios de prueba, siquiera indiciarios, que de un modo objetivo y razonable permitan dirigir la causa contra una persona o personas indeterminadas", tampoco frente a Ortega, afirma la resolución, que se puede recurrir ante la Audiencia de Las Palmas. 

Sobre el principal sospechoso de la desaparición del menor, el magistrado argumenta que "los motivos que inicialmente llevaron a su imputación no dejan de ser meras afirmaciones y valoraciones subjetivas de los miembros del equipo de investigación, ya esgrimidas para la investigación de sujetos en idénticos y similares términos, que, inicialmente, motivaron la declaración como investigado" y que "no se confirmaron tras la práctica de las diligencias de investigación oportunas".

Por ello, el instructor concluye en su auto que "no existe ningún indicio de la participación de Antonio Ojeda ni de ninguna otra persona en la desaparición investigada", de ahí que haya de acordarse "el sobreseimiento provisional y archivo de la causa".