protestas frente al campamento las raíces

Pestana descarta el cierre de Las Raíces y arremete contra el campamento exterior

Tubigú

El delegado del Gobierno en Canarias, Anselmo Pestana, ha descartado este martes el cierre del centro de inmigrantes de Las Raíces y ha arremetido contra el campamento instalado en los exteriores, cuyas circunstancias, ha dicho, "alteran la buena convivencia" dentro de estas instalaciones.

Tras visitar el campamento de Las Raíces, en Tenerife, y reunirse con representantes de la ONG que lo gestiona, Accem, Pestana ha desdeñado las críticas y denuncias vertidas desde diferentes ámbitos, desde el asociativo al político, incluso desde las filas de su partido, el PSOE, sobre las condiciones de ese centro.

Recientemente, el presidente del Parlamento de Canarias, el socialista Gustavo Matos, proclamó que el campamento de Las Raíces, donde una trifulca se saldó con nueve detenciones y una decena de heridos, no puede permanecer abierto "ni un día más" porque no reúne "las mínimas condiciones de humanidad". "Que responda (Mato) Le hace la pregunta a él", ha replicado Pestana, que ha invitado a "algunas autoridades sanitarias, tan prestas a ayudar a la gente", a que visiten el campamento instalado fuera del centro de Las Raíces y comprueben "las condiciones" que allí se dan.

Ha detallado que durante su visita hoy al centro se le acercó un grupo de internos y le transmitieron su voluntad de colaborar con los profesionales de Accem para el funcionamiento diario del centro, al tiempo que criticaron el campamento exterior. "Hablan de que fuera circula alcohol, se medica a la gente sin indicaciones médicas... hay cosas que alteran la buena convivencia en el interior del centro", ha recalcado Pestana, quien ha añadido que "ese altercado tan importante que hubo, por lo que se nos señala los que conocieron del mismo, empezó fuera, en ese campamento improvisado". "Vamos a ver si todo va mejorando y la buena voluntad de algunas personas de ayudar se vea en la realidad, y no alterando la convivencia dentro del propio centro, que es lo fundamental", ha insistido, en alusión a los voluntarios reunidos en torno a la Asamblea de apoyo migrantes.

Desalojo

Preguntado por si el Gobierno se ha planteado su desalojo, ha respondido en primera instancia: "veremos cómo jurídicamente se pueden arbitrar mecanismos si es que eso es viable o no". A continuación ha matizado que no se ha tomado ninguna decisión al respecto, pero ha deslizado es que ese campamento "lo cierto es que está en terrenos del Estado, que es una de las cosas que tenemos que ver".

Lo que tiene claro el delegado del Gobierno es que el campamento de Las Raíces seguirá abierto hasta la fecha de funcionamiento prevista por la secretaría de Emigración, hasta el 31 de diciembre. Otra cosa, ha admitido, es que "desearíamos tener más centros, de menor capacidad, es evidente. Se está trabajando en ello", ha afirmado, sin dar más detalles.

Anselmo Pestana ha insistido en que este macro centro es "un recurso de emergencia" y con "carácter temporal", y a las voces críticas con el mismo les ha replicado: "peor es tener a la gente en la calle, sin recursos alojativos, sin atención médica, sin recursos alimenticios". Ha abundado en que en otros centros de similares capacidades o cercanas "la cosa está funcionando muy bien", y ha pedido "una oportunidad" para la ONG que lo gestiona y para sus usuarios.

Derivaciones

Adicionalmente, ha recalcado que está habiendo derivaciones de inmigrantes, porque en año y medio "han llegado 29.000 y hay 7.000" en Canarias, entre ellos unos 2.000 menores de edad. "El resto o han sido devueltos a sus países de origen o han salido por sus medios al resto del territorio europeo, o han sido derivados a centros de migraciones", ha recalcado.

Ante el aluvión de preguntas sobre el centro de Las Raíces y las carencias denunciadas, algunas reportadas por el Ayuntamiento de La Laguna, y que ha dado por resueltas o en vías de solución, el delegado del Gobierno en Canarias ha proclamado: "el drama que estamos viviendo en Canarias se llama muerte en el mar". "Ese es el verdadero drama. Lo otro son incomodidades para todos, si quieren, problemas".

Pestana ha avalado la gestión de la crisis migratoria por parte del Gobierno y su trabajo diplomático con países como Senegal o Mauritania; ha negado que Canarias haya sido "abandonada" a su suerte y ha negado sentirse "solo" en su defensa de lo hecho desde la administración central.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...