Perú implementará 1.200 camas adicionales para enfermos por COVID-19

El Gobierno de Perú anunció este sábado que implementará más de 1.200 camas adicionales para los enfermos por COVID-19, que han alcanzado 14.420 casos una semana antes que concluya la cuarentena, además de aprobar la compra de 840.000 tablets para que los estudiantes en el campo puedan estudiar.

En su habitual presentación televisada, el presidente de Perú, Martín Vizcarra, reconoció que el sistema de salud peruano "es deficiente, no de ahora, de antes, y tenemos que corregirlo", ante las quejas por los casos graves que no recibieron una atención oportuna en los centros médicos. 

"Si nuestro sistema de salud ya era deficiente, con esta epidemia tan agresiva, sale a la luz estas deficiencias con mayor claridad", agregó el jefe de Estado al remarcar la necesidad de llevar a cabo una reforma para que "a futuro no vuelva a ocurrir" que el sistema colapse.

Recordó que el 15 % de los contagiados por el coronavirus requiere atención domiciliaria, pero ya hay "varios hospitales en Lima en que la demanda ya está en su tope".
"Estamos justo en estas dos últimas semanas en las que la enfermedad va a estar en el pico más alto, con una mayor demanda de atención hospitalaria, estamos en el límite de lo que podemos responder", afirmó Vizcarra. 
MÁS DE 1.200 HOSPITALIZADOS Y 348 FALLECIMIENTOS
 
De acuerdo a las últimas cifras de la enfermedad en el país, de un total de 135.895 personas sometidas a las pruebas, 14.420 han dado positivo, 1.268 requieren hospitalización y 117 están en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) con ventilación mecánica.
Asimismo, el virus ha causado la muerte de 348 personas, 48 más que el reporte del viernes. 
Por tal motivo, Vizcarra anunció que han acordado con las autoridades sanitarias que la próxima semana "se habiliten 1.000 camas más en las torres de la Villa Panamericana y 264 camas más en los hospitales en Lima". 
En la villa deportiva están ocupadas actualmente 600 camas con enfermos por el Covid-19 y están disponibles otras 300 camas, pero el gobernante dijo que no quieren "llegar al límite para incrementar nuestra oferta" hospitalaria. 

"Si no hubiéramos tomado las medidas que tomamos, no serían 1.400 pacientes hospitalizados, serían más de 10.000, y tendríamos más de 800 demandas de UCI, pero hemos logrado que baje a menos de 25 % al contener el contagio de la enfermedad", expresó.


Vizcarra reiteró que el "orden, limpieza y disciplina son los valores que tenemos que respetar" en esta etapa de la enfermedad y después tienen que convertirse en "una costumbre que implementemos permanentemente para controlar cualquier rebrote" a futuro.