“El 50% de los locales de ocio puede cerrar sus puertas antes de acabar el año”

La crisis por la pandemia debido al Covid-19 ha tenido una especial incidencia en los locales de ocio que aún afecta de manera considerable a los pubs, discotecas y salas de conciertos. Con el fin de defender sus intereses y la viabilidad empresarial, muchos de estos negocios se han unido en una asociación que se da a conocer como #ocioresponsable y que en pocas semanas ha reunido a más de 100 miembros repartidos en distintas islas.

Temen un cierre masivo de negocios si no se permite un inicio de actividad con mayor celeridad y para ello solicitan  de manera urgente una mesa de trabajo con el Gobierno de Canarias. Eduardo Morales, dueño de locales como el Berlín 89 y Barbas Bar en Tenerife, e Israel Melián, del Chéster en Gran Canaria, son dos de sus portavoces.

- ¿Cómo nos presentan la Asociación #Ocioresponsable? 
- Israel Melián: #Ocioresponsable es una asociación que surge de la necesidad de proteger nuestra situación y cubrir nuestras necesidades. Nacemos con carácter regional para lograr una fuerza común que nos permita luchar de manera centralizada por nuestros intereses.

- ¿Qué Islas abarca y cuántos asociados hay?
- Eduardo Morales: Ahora mismo somos 70 asociados, con un crecimiento exponencial que nos ha permitido alcanzar esta cifra en muy pocos días. Tenemos representación en Tenerife, Gran Canaria, La Palma, Lanzarote y Fuerteventura, y estamos trabajando para que se unan locales del resto de Islas. Es una oportunidad única y necesaria que nos concierne a todos. 

"El primer objetivo es crear una mesa de diálogo con las autoridades, principalmente con Gobierno de Canarias, para que conozcan de manera detallada nuestra situación y entiendan mejor nuestra postura"

- ¿Cuál es el fin principal de este movimiento?
- Eduardo Morales: El primer objetivo es crear una mesa de diálogo con las autoridades, principalmente con Gobierno de Canarias, para que conozcan de manera detallada nuestra situación y entiendan mejor nuestra postura. Queremos evitar que desde las autoridades pertinentes solo se adopte una postura sancionadora y no colaborativa. Este es el punto desde donde empezar a trabajar.

- ¿Qué perspectivas de futuro ven al ocio?

Eduardo Morales: En estos instantes estamos en proceso de constitución, pero hemos nacido con mucha fuerza y creemos que tenemos un largo camino por delante para luchar por la viabilidad de ese futuro por el que nos preguntas. La salud inmediata de nuestro sector va a depender mucho de las limitaciones que nos impongan en estos primeros meses de reapertura tras el cierre total que hemos sufrido.

- ¿Han hecho valoración de cuántos locales pueden no abrir sus puertas tras esta crisis?

- Israel Melián: Se está hablando de que si no hay una apertura inminente y en unas condiciones de un 70% mínimo de capacidad, se calcula que el 50% de los locales de ocio pueden cerrar sus puertas antes de acabar el año.

- Supongo que mucho tendrán que decir también a sus clientes sobre normas de comportamiento…
- Israel Melián: Es una de las cosas en las que podemos aportar ideas y soluciones a los responsables políticos, porque nadie es mejor conocedor de nuestros negocios. Pondremos sentido común y no dejaremos que la gente actúe sin concienciación.