Rajoy asegura que con el fracaso de la moción de censura "gana España"

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha reprochado este martes a Podemos el presentar una "parodia" de moción de censura contra la estabilidad del país y, por ello, ha interpretado que su anunciado fracaso es la mejor noticia: "España gana y ustedes pierden", ha dicho dirigiéndose al partido de Pablo Iglesias

Rajoy ha tomado la palabra para responder a la portavoz de Podemos en el Congreso, Irene Montero, en el debate de una moción que ha considerado que no tiene sentido "ni en el fondo ni en la forma, ni en las excusas que alega ni en su uso improcedente, caprichoso e inadecuado" y que sólo busca el "espectáculo".

El jefe del Ejecutivo ha confesado que no cree ser el auténtico objetivo de la moción y ha considerado que va contra la estabilidad de España y contra quienes contribuyen a ella.
Rajoy ha mostrado su sorpresa por el hecho de que Podemos presentara inicialmente su moción sin candidato, que la mantuviera aunque careciera de apoyos para que prosperara y que la planteara a un Gobierno con sólo siete meses de gestión. 

"El exceso es el veneno de la razón", ha dicho Rajoy citando a Quevedo para lamentar la "catarata de calamidades" que achaca Podemos al Gobierno.

A su juicio, esta iniciativa "pintoresca, por no decir chusca" es un "trampantojo", "una parodia de censura, una moción de fogueo que no se sabe si es contra el Gobierno, contra el PP o contra otros partidos", dice mucho de las urgencias del partido de Iglesias y contrasta con la realidad del país.
Por eso cree que lo expuesto hoy por Montero sólo son "pretextos" para justificarla. 

Entre esos pretextos ha citado todas las referencias a la corrupción, lacra que ha asumido que ha afectado tanto al PP como a otros partidos. Pero ha negado que su partido o que España sean corruptos.

Para Rajoy, Podemos usa la corrupción con el objetivo declarado de Iglesias de "construir una máquina política, discursiva y electoral, en un contexto de hostigamiento y maniobras de estigmatización en el mejor de los casos y de destrucción política en el extremo".
Y eso cree que hace ahora el partido de Iglesias, intentar estigmatizar al PP. 

Pero ante ello, ha subrayado que lo más tranquilizador es que sus acusaciones son falsas, que los miembros del Gobierno no son corruptos, sino tan honrados como lo puede ser Iglesias, y que él tiene "las manos limpias y una gestión transparente".

Ha asegurado que está cumpliendo su palabra de luchar contra la corrupción y ha advertido de que tan dañinos como los corruptos pueden ser los que transforman cada insinuación en acusaciones vehementes y dan por bueno y probado todo lo que se publica.

"No les interesa ninguna verdad si no sirve para atacar al PP", ha señalado el presidente del Gobierno, quien ha subrayado: "Las sentencias las acato, los periódicos los leo y las habladurías las desprecio".
Por todo ello, se ha dirigido a Iglesias: "Si quería usted tomar el cielo al asalto, se ha equivocado de puerta". 

Acusaciones
Las acusaciones de parasitar las instituciones las ha calificado de "fantasías" y, frente a ellas, ha dicho que es Podemos quien pretende influir en su funcionamiento independiente. 

Además, ha destacado que donde de verdad se invaden todos los poderes del estado es en algunos países en los que dirigentes de Podemos han trabajado como asesores, en alusión a Venezuela.
"Deberían inspirarse ustedes más en Montesquieu y menos en Torquemada", ha aconsejado a los representantes del partido de Iglesias. 

Frente a la "España negra" dibujada por Podemos, Rajoy ha contrapuesto el crecimiento y la creación de empleo de los últimos años y ha aportado una serie de datos económicos que lo corroboran.
De la misma forma, ha contrastado la capacidad de acuerdo demostrada por el Gobierno con la incapacidad de Podemos para recabar apoyos a su moción. 

Rajoy ha asegurado que para que Podemos prospere necesita que las cosas vayan mal en España y, por eso, "les fascinó la crisis como espejuelo" al pensar que, con ella, "amanecía su gran oportunidad".
"Ahora que ven que el sueño se les escapa de las manos, que las cosas mejoran cada día y que el horizonte aparece más despejado, no les queda más remedio que ocultar la realidad, negar la evidencia y deformar la verdad", ha añadido. 

Y tras afirmar que cuanto más se conoce a Podemos menos se le vota, ha proseguido: "Necesitan las malas noticias como el comer, y si no las hay se fabrican. Esa es la España que necesitan vender. Su discurso redentor sólo se sostiene sobre el pedestal de una realidad insoportable. Sin ello, se desmorona".

De ahí, que "denigren, critiquen, infamen" y presenten una moción "coherente no con la realidad de España, sino con los garabatos de grafitero que ustedes dibujan" y que han convertido en "una herramienta más de agitación social".

"Lo que menos necesita España son iniciativas como esta, que no representan más que un puro ejercicio de oportunismo al servicio de un mezquino interés privado", ha resaltado el presidente del Gobierno.

Oramas llama "machista" a Iglesias y le acusa de haber impedido el cambio

La diputada de Coalición Canaria en el Congreso, Ana Oramas, ha arremetido contra el líder de Podemos, Pablo Iglesias, por su "tonito machista" contra ella y ha subrayado que ella, al contrario que él, sí puede "rendir cuentas", porque en su momento votó a Pedro Sánchez para que hubiese un cambio político. 

El cruce de reproches entre Oramas e Iglesias ha sido de los más duros en el turno del grupo mixto en el debate de la moción de censura de Podemos.
Así, después de que una primera intervención en la que Oramas ha reprochado a Iglesias montar este "debate televisivo de propaganda de Podemos", el candidato ha recomendado a la diputada que CC se presente junto al PP en las elecciones de las islas, porque coinciden "la cercanía con la corrupción" y la aplicación de "políticas que han empobrecido a las mayorías sociales". 

Además, Iglesias ha reprochado a Oramas "la vergüenza" de haber dicho que este debate cuesta dinero a los ciudadanos cuando la corrupción del PP supone 48.000 millones de euros al año, según la Comisión Nacional de la Competencia.

"Yo sé que a usted no le gustan las mujeres no sumisas", ha dicho Oramas provocando los abucheos de Podemos. Pero ha continuado y le ha dicho a Iglesias que ese "tonito machista" que usa "con periodistas y políticas" es "problema suyo".

Acto seguido, la diputada de Coalición Canaria ha subrayado que ella puede rendir cuentas a sus electores porque en su momento votó la candidatura de Pedro Sánchez a la Presidencia del Gobierno y apostó por el cambio político en España. "Usted tendrá que explicar por qué no ha habido cambio político", ha apostillado mirando a Iglesias.

Ana Oramas también ha aprovechado su turno de dúplica para señalar que conoce bien Venezuela desde hace treinta años y llamar la atención sobre "gente" como Iglesias que han "destrozado un país y la vida de muchos venezolanos y muchos canarios" allí.

"No vamos a apoyar, ni ahora ni nunca, un proyecto como el suyo", ha dicho Oramas para volver a concluir con la letra de la canción "Puro teatro" para definir este debate: "Falsedad bien ensayada/poderoso simulacro", ha dicho.

Unas acusaciones que se han llevado la respuesta, también en forma de reproche, de Iglesias. "Su intervención no merece respuesta ninguna", le ha dicho primero a la diputada canaria, para subrayar después que tanto la bancada socialista como la popular la han aplaudido.
A todos ellos les ha recomendado que no aplaudan a "tránsfugas", que están "dispuestos a venderse a quien les pague más".