Noemí Felipe: "La prioridad es que sea una prenda con resistencia"

Pese a la crisis sanitaria actual y que no sabemos la duración de este confinamiento, queremos contarles cosas positivas que nos distraigan de los efectos del Covid-19. El verano está a la vuelta de la esquina y, por eso, el medio digital de Canarias AtlánticoHoy no ha querido perder la ilusión y ha buscado tendencias que puedan servir de inspiración y ánimo a los lectores para esta nueva temporada. 

Por ello, en esta ocasión contamos con Noemí Felipe. Se trata de la diseñadora canaria de bikinis para niños Bibabú y de la firma de ropa de baño para mujer Noemí Felipe. A pesar de que nunca ha estudiado diseño, desde que ella recuerda, ha estado fascinada con el mundo de la moda. 

En esto su madre tiene mucho que ver, ella ha supuesto su mayor inspiración al verla cocer en casa por talento natural.  Y, aunque su debilidad siempre han sido los más peques, desde hace 3 años se atrevió a seguir el instinto de su pasión por la costura para confeccionar la línea adulta. Así, gracias al empeño y el entusiasmo que la diseñadora le dedica a su trabajo, estas dos marcas han logrado hacerse un hueco importante en el mercado canario. 

¿Por qué decidió ser diseñadora?

No, nunca he estudiado diseño, mi formación no está relacionada con esta profesión. Pero es algo que me apasiona desde siempre. Igualmente, mi madre confeccionaba porque le gustaba, por eso, ella trabajaba como costurera, pero no a nivel comercial. Así que de haberlo vivido en casa me inspiré para emprender como diseñadora en ropa de baño.
https://atlanticohoy.com/wp-content/uploads/migrate/posts/standard/2020/3/11/18/1MPGJFBDSRBNHWPF0EL2M1X1QWP22BUF/QULQQUY5JMK110II.jpg

Diseños Bibabú | CEDIDAS
¿Cuándo decide comenzar profesionalmente?

Pues hace bastante, éramos tres amigas que nos reunimos para montar un taller y hacer trabajos a terceros. Yo siempre tuve la ilusión y, en concreto, me encantaba la moda infantil. Así que en 2009 me animé y produje una línea para niños que presenté por primera vez en la Feria Internacional FIMI, en Valencia. Y ahí ya entré de lleno en el tema. Sin embargo, eran tiempos difíciles porque comenzaba la crisis económica y me cogió en mitad. Pero decidí seguir adelante con muchas ganas, aun sabiendo que sería duro.
¿Cómo se le ocurrió el nombre de Bibabú? 
En principio tenía otro nombre, pero no me hacía mucha gracia. Entonces, un amigo me dijo: "mira que tengo este" (Bibabú). Y me gustó, por lo que ya llevo 11 años trabajando.

Noemí Felipe, ¿qué nos cuenta de la marca?

Esta es la colección adulta. Con ella llevo muy poco, 3 años. Anteriormente, había confeccionado para mujer pero no a nivel profesional. Sin embargo, tenía la inquietud hasta que, por fin, me decidí. Entonces fue cuando presenté la primera colección en la ‘Fashion Week Adeje’, en Tenerife. La verdad es que ha funcionado muy bien. 
https://atlanticohoy.com/wp-content/uploads/migrate/posts/standard/2020/3/11/18/1MPGJFBDSRBNHWPF0EL2M1X1QWP22BUF/DE7K7IF8EXZQ77ME.jpg
Conjuntos Noemí Felipe | CEDIDAS


¿Cuál es la singularidad de los diseños de sus dos marcas?

Yo creo que estoy, como es natural, influenciada por las tendencias. Pero podría decir que es ropa moderna, donde se cuida mucho el detalle y es muy importante lo que es la calidad. Incluso, la prioridad es que sea una prenda con resistencia. Por lo que, también, cuido muchísimo el material. 
Y no solo eso, puedo decir que con adultos tengo más margen para la selección de los tejidos pero con la moda infantil debo tener en cuenta que sean muy suaves y delicados, como el algodón. Pues, es lo que necesitan los críos para que, lógicamente, no les hagan daño. 
Así que para adultas puedo utilizar gasas, tul, etc. Además, este año he incorporado el neopreno que también lo hay en prendas infantiles porque en esta nueva temporada coinciden estampados de ambas marcas.

"La prioridad es que sea una prenda con resistencia"

 

¿Cómo ha organizado esta temporada que acaba de mencionar?

La colección Bibabú se divide en siete líneas y actúan como una familia porque se crean diseños concretos para cada una de ellas, pero con sus diferentes complementes. Yo juego mucho con lo que es el vestido, el pantalón corto, la blusa… hay un amplio abanico de posibilidades para luego crear las combinaciones.
Y en Noemí Felipe, la colección es mucho más sofisticada y pequeña porque en este caso son 5 líneas. También recreo el pareo, el caftán, el leggins... Básicamente es baño, pero a la vez trato de incluir el outfit completo.
https://atlanticohoy.com/wp-content/uploads/migrate/posts/standard/2020/3/11/18/1MPGJFBDSRBNHWPF0EL2M1X1QWP22BUF/CWDUQC2UQJLNC2TU.jpg

Modelos de la línea infantil | CEDIDAS


¿Cómo encuentra la inspiración?

De la isla, el mar, los niños… También la luz porque es una colección de verano y, en sí, esta estación ya transmite alegría. Y encima en Canarias que, aunque sea invierno, la vestimenta es fresquita. Por lo que la inspiración surge de todo, de mil cosas que me rodean en la calle y, como decía, de las tendencias… Eso sí, en el caso de Bibabú, llevadas a infantil porque no me gusta para nada ver a un niño vestido de mayor.
¿Cómo es el proceso de creación?

Me viene una idea, hago los bocetos y procedo a la selección de los materiales y a la elaboración del prototipo. A continuación, voy puliendo el diseño, pongo el modelo en marcha y creo una muestra para presentarlo a los clientes, mediante publicidad. De esta manera, promuevo mis marcas en base a la zona y el mercado que quiero. A veces, también asisto a ferias. 
Después de esto paso a producción y comienzo el trabajo duro y, para ello, cuento con ayuda y tiempo. Así que no tengo problemas para cocer y enviar las entregas. Todo está controlado en ese sentido, lo que sí me preocupa son los detalles, eso es fundamental.
https://atlanticohoy.com/wp-content/uploads/migrate/posts/standard/2020/3/11/18/1MPGJFBDSRBNHWPF0EL2M1X1QWP22BUF/N6M9WSLGD7LGXD6C.jpg

Moda adulta | CEDIDAS


¿El material procede de Tenerife?

No, viene de fuera, trabajo con Italia, algunos proveedores también de Barcelona y Francia. La materia prima en Canarias es imposible de obtener porque no hay una fábrica con la que puedas contar. Obviamente, me gustaría que hubiese una industria aquí porque facilitaría el trabajo y reduciría los costes. Pero, a pesar de ese contratiempo, si tuviese que valorar el sector en Canarias puedo decir que funciona bastante bien. En mis 11 años de experiencia no he tenido problemas. 
¿Cuáles son sus retos profesionales?
De momento, en breve ya estará preparada la tienda online, que era algo que estaba ahí pendiente. Pero en moda siempre tienes retos porque imaginas diseños y te gustaría hacerlos. Aunque, en principio, en mi día a día trato de cocer algún boceto por la diversión de confeccionar. Por lo tanto, poco a poco voy logrando las producciones que quiero.