Cosas que debes saber si viajas a Tenerife en 1920

Laguna, y en ocasiones Santa Cruz acoge la celebración de corridas de toros.
- Es recomendable encontrarse por la isla en Carnaval, que aquí es considerado por todos como unas vacaciones. En todas partes las casas están abiertas a amigos y conocidos, y las calles se llenan de hombres y mujeres llevando máscaras, pintados y vestidos con disfraces.
- Cuando contrates hombres y animales para las expediciones, por ejemplo al Teide, fija el precio antes de salir. Regatear es necesario. Un descanso a la hora del almuerzo y una propina moderada al final del viaje dejará a todos contentos.
- En muchos casos es imposible, y en otros desaconsejable, bordear la isla por la costa. Evitando lo que puede parecerte una subida "innecesaria", al final del día te puedes dar cuenta de que el total de subidas que has hecho usando el camino de la costa puede doblar esa suma, que no has ido tan lejos como esperabas, y que eligiendo el camino más bajo te has perdido el mejor paisaje.
En la lectura de estas cuestiones andas cuando, al cabo de cinco jornadas de viaje, tras rebasar Madeira, el Pico de Tenerife emerge por encima de las nubes...
Image