La EDAR, la solución a las aguas residuales del área metropolitana de Tenerife

El Consejo de Ministros ha autorizado la licitación de la elaboración del proyecto y ejecución de las obras correspondientes a la remodelación y ampliación de la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) de Buenos Aires, en Santa Cruz de Tenerife, por 32.488.000 euros. Las obras de mejora y ampliación de la EDAR de Santa Cruz de Tenerife, declaradas de interés general del Estado, permitirán satisfacer las necesidades de depuración de las aguas residuales generadas en Santa Cruz de Tenerife, La Laguna y El Rosario, informa en un comunicado el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente.

La vicesecretaria autonómica del Partido Popular ((PP) y portavoz municipal de Santa Cruz de Tenerife, Zaida González, ha afirmado hoy que la depuradora de Buenos Aires es la respuesta definitiva ante el déficit actual en materia de tratamiento de aguas residuales del área metropolitana. González celebra el acuerdo del Gobierno nacional porque representa "un paso de gigante" para la capital y los municipios de su entorno a la hora de tratar con eficacia y suficiencia el caudal de aguas residuales que atiende la depuradora de Buenos Aires.

"Tengamos presente que en la actualidad, la depuradora recibe las aguas residuales de la zona alta de la capital, de Laguna y de El Rosario, lo que representa una población aproximada de 345.000 habitantes y tampoco olvidemos que seguimos incumpliendo la directiva comunitaria", advierte.

Los trabajos servirán para ampliar y mejorar el tratamiento de las aguas de la actual estación depuradora, que entró en servicio en 1980, y que recibe las aguas residuales de la zona alta de Santa Cruz de Tenerife, La Laguna y El Rosario. Además, la ampliación de la depuradora permitirá también que esta instalación depure las aguas residuales de las zonas centro y baja de Santa Cruz de Tenerife y la de dos pueblos costeros, Cueva Bermeja y María Jiménez, con unos caudales medios de 20.900 metros cúbicos al día. En la actualidad estas aguas están siendo tratadas en la Estación de Tratamiento y Bombeo (EBAR) de Cabo Llanos, una instalación que se destinará al alivio extraordinario de caudales una vez concluyan las obras.

Trabajos previstos
En concreto, los trabajos que se van a acometer en la EBAR de Cabo de Llanos son la adecuación colectores de entrada, realización de nuevo alivio, mejora del desbaste e instalación de bombeo intermedio en la zona baja, nuevo pretratamiento en los colectores de la zona alta y nuevo pretratamiento de todo el caudal que se bombeará a la EDAR de Buenos Aires.

También se procederá a la remodelación de los bombeos existentes a la EDAR de Buenos Aires y al emisario submarino, reforma y adecuación de instalación eléctrica y mejora de la desodorización y nueva impulsión entre ambas estaciones.

En la EDAR de Buenos Aires se hará la adecuación de colectores de entrada, ejecución nuevo by-pass, remodelación del pretratamiento y decantadores primarios, construcción de nuevo MBR para 30.000 metros cúbicos diarios y tratamiento biológico convencional para 25.000, adecuación de reactores existentes, construcción de instalaciones de deshidratación para el nuevo MBR, adecuación de la línea de fangos, instalaciones de desodorización, reforma instalación eléctrica y cubrición de diferentes elementos.

Esta actuación se enmarca en el Plan de Medidas para el Crecimiento, la Competitividad y la Eficiencia (Plan CRECE) que ejecuta el Ministerio para mejorar la calidad de las aguas, y que prevé una inversión en materia de depuración de 1.100 millones de euros para actuaciones, cofinanciadas con fondos europeos, destinadas a conseguir que todos los municipios depuren adecuadamente sus aguas residuales conforme a la Directiva Marco del Agua.