Las autoescuelas piden medios para desatascar los retrasos en exámenes de conducir

La Confederación Nacional de Autoescuelas (CNAE) reclama más medios para desatascar los retrasos en las pruebas del permiso de conducir después de que el cierre de las jefaturas de tráfico por la pandemia haya impedido examinarse a más de 286.000 futuros conductores.

En un comunicado, la CNAE recuerda que es "insuficiente" la iniciativa de abrir los centros de exámenes durante este verano adoptada por la Dirección General de Tráfico, pues muchas jefaturas "están colapsadas".

"En el horizonte más optimista, la absorción de la bolsa de aspirantes, que no para de crecer, se prolongará durante los próximos meses", lamentan las autoescuelas que instan a la DGT a aumentar el personal porque esta falta de examinadores y personal administrativo está provocando un daño a las autoescuelas.

Según el presidente de CNAE, Enrique Lorca, esta situación está provocando que muchas autoescuelas no puedan presentar a sus alumnos a examen y, por tanto, están prorrogando sus ERTE. "Se están poniendo en riesgo muchos puestos de trabajo e incluso el cierre de empresas", ha denunciado.

Además, ha recordado que este colapso genera también un daño a miles de ciudadanos que requieren del permiso de conducir para acceder al mercado laboral, sobre todo en el ámbito del transporte donde la demanda social es actualmente muy importante.