La importancia del turismo de salud tras la pandemia

El turismo de salud, una industria que está previsto que alcance los 919 billones de dólares en 2022 a nivel global, también se ha visto afectada por la crisis mundial del Covid-19. Beth McGroarty, vicepresidenta y PR del Global Wellness Institute destaca que en el 2017 tuvieron lugar 830 millones de viajes cuya motivación principal era la salud, suponiendo 691 millones más desde el 2015.

Muchos turistas han cancelado sus viajes de salud, teniendo que retrasarlos o ser reembolsados, convenciones holísticas o retiros de salud han cambiado su estrategia y han pasado en muchos casos a ofrecer una alternativa virtual.

Siendo una industria que genera tantos beneficios y que ha crecido mucho en los últimos años, ¿cómo impactarán los nuevos protocolos de seguridad en este tipo de turistas? ¿seguirá siendo una industria en crecimiento?

Los expertos tienen firmes apuestas sobre el turismo de salud, destacando que será aún más relevante tras el Covid. La pandemia, que ha afectado varios aspectos de la vida de las personas en todo el mundo, ha traído también una nueva conciencia sobre la salud y el bienestar, estando más presente que nunca en los intereses de la humanidad. Esta crisis también va a alterar el  futuro de la salud en la hostelería a nivel global.

viaje

LA SALUD ES LA NUEVA RIQUEZA

Ya hace tiempo que se viene diciendo que la salud es la nueva riqueza, y prueba de ello es que se observó un aumento del interés por el bienestar personal a nivel mundial cuando comenzaron a proliferar las clases on line de fitness durante el confinamiento. En la medida que los países van saliendo del confinamiento y abriendo la posibilidad a viajar, muchas personas buscan volver a su vida normal, incluyendo viajes y experiencias centradas en potenciar y recuperar su salud, tanto física como mental y espiritual.

Blair Campbell, director de estrategia y desarrollo de negocio en FIT Summit, considera que el deseo de las personas de volver a disfrutar de estas experiencias es mayor que nunca, a la vez que reconocen que tienen que vivir con el riesgo de contraer el virus hasta que se encuentre una vacuna. Según Campbell, es más importante el deseo de volver a un estilo de vida saludable, a una conexión con las comunidades mientras viajan que el miedo al virus.

Los tratamientos en Spas, de momento serán menos demandados, habiendo mayor interés en experiencias fitness, de nutrición y mindfulness.

nutrición

 

En Minor Hotels por ejemplo, están observando que están aumentando las peticiones de experiencias relacionadas con Ayurveda y las de desintoxicación, destaca su vicepresidente y director de operaciones Thomas Meier.

La gente está comprando actividades turísticas relacionadas con el mundo de la salud y el bienestar, ya que buscan nuevas formas de estar bien y de encontrar nuevos significados a sus vidas tras la pérdida del trabajo. Algunos agentes de viajes especializados, predicen que habrá peticiones de escapadas para recuperar su sistema inmune o experiencias de salud preventivas o restauradoras.

TRATAMIENTOS ESPECÍFICOS Y CÓMO LA HOSTELERÍA SE DEBE ADAPTAR

Los hoteleros tienen ahora tiempo para preparar sus servicios y su oferta a la demanda, y no hay nada más importante que estudiar las tendencias y analizar lo que los turistas post Covid buscan encontrar en el destino elegido.

No cabe duda que un sistema inmune fuerte nos ayudará a afrontar mejor y superar el virus si fuéramos infectados, por eso, a partir de ahora habrá un interés muy grande en las vacaciones preventivas y rehabilitadoras. Los turistas que viajan por salud no buscarán “experiencias superficiales” de salud, sino que elegirán un destino y un hotel que realmente produzca un cambio en todos los sentidos.

No se trata de tener un par de terapeutas y decir que se ofrecen experiencias wellness. El turismo de salud debe profesionalizarse y ser más científico, proporcionar resultados medibles tras las sesiones, de manera que los resultados puedan ser integrados e incorporados a sus estilos de vida. Son muchos los hoteleros que quieren adentrarse en la industria del turismo wellness, pero deben hacerlo correctamente y proporcionar lo que estos turistas están demandando realmente.

salud

Ingo Schweder, fundador y CEO de Goco Hospitality y director de Horwath HTL Health & Wellness considera que la evolución de la salud y el bienestar posterior al Covid será tan significante como dramática, con prácticas diarias y la integración digital de ofertas wellness, pasando a ser la norma en aquellos establecimientos que quieran ganar esta cuota de mercado turístico.

CAMBIOS EN EL MODELO TURÍSTICO

Este periodo que estamos viviendo tanto durante como posterior a la pandemia, puede ser un momento no solamente de reflexionar sobre el significado de la vida, sino de evaluar todo el sistema y modelo turístico así como las oportunidades que puede ofrecer para convertirlo en una industria más sostenible, muy centrada en el bienestar físico, mental y espiritual de las personas, integrada con el apoyo a las comunidades locales y en definitiva, alejándonos del puro negocio turístico donde el dinero se concentra en los tour operadores, donde a veces los hoteleros y empresas turísticas no están ofreciendo lo que la población mundial demanda sino lo que consideran que puede ser atractivo e interesante.

Por algún motivo, España no se encuentra entre los primeros puestos de destinos demandados en la billonaria industria del turismo de salud, de hecho está en el puesto número quince. Quizás es que aún no hemos visto el potencial que este sector tiene, quizás es que estemos más centrados en seguir ofreciendo lo mismo de siempre, buen clima, sol, playa, gastronomía….que por supuesto es importante, pero no es lo único. Además España sería un país que tendría mucho que ofrecer a este mercado de turistas que viajan por salud. Se trata de que tanto las empresas como las administraciones turísticas adapten su oferta a esta nueva realidad, a esta creciente e imparable tendencia del turismo de salud.

¿POR QUÉ EL TURISMO DE SALUD Y BIENESTAR SEGUIRÁ AUMENTANDO TRAS LA CRISIS SANITARIA?

La crisis del coronavirus ha forzado a muchas personas a tomar en serio su salud y bienestar. Lo cierto es que gran parte de la población mundial trabaja en oficinas con la presión y el estrés que muchas veces implica, pueden elegir ver Netflix en lugar de mantenerse activos y muchos no están en condiciones óptimas de salud. El virus es peligroso para aquellos con sobrepeso, los que no tienen un corazón ni pulmones saludables, o que tienen un débil sistema inmune, así que muchas personas actualmente están preocupadas por su salud.

Muchos han aprovechado el confinamiento para mejorar su salud haciendo ejercicio, meditación o yoga. Esta tendencia va a continuar en los viajes, ya que cada vez más personas buscan sentirse bien o activos durante sus vacaciones.

Otras personas estarán buscando relajarse y recibir tratamientos como masajes o programas anti estrés. El trabajo y la economía pasarán por momentos complicados durante meses e incluso un año cuando se vaya superando la pandemia, así que tener una escapada de relax será más importante que nunca. Muchas personas están estresadas, necesitan manejar estas emociones ya que les preocupa su salud y su sistema inmune así como el de sus familias.

APROVECHAR ESTA NUEVA OPORTUNIDAD

Tenemos ante nosotros una gran oportunidad para no solamente adaptar los protocolos de seguridad frente al Covid y proporcionar tranquilidad a los turistas para que viajen a nuestro destino, sino que es el momento de adaptar la oferta a esta creciente demanda, donde la preocupación por la salud va a estar en el centro de nuestras vidas y también de nuestros viajes.

Aquellos que proporcionen una amplia oferta de estas experiencias, serán los que destaquen por encima del resto, serán los que ganen una mayor cuota de mercado de un turista que además gasta un 57% más del turista medio. El turismo de salud y bienestar no solamente es importante para las personas, sino para las economías de aquellos destinos que viven principalmente del turismo. ¿Estamos preparados para convertirnos en un destino wellness?