Las estatinas pueden producir dolor muscular

Las estatinas como la simvastatina son medicamentos que permiten reducir el colesterol en sangre. El colesterol es un factor importante a controlar para evitar las enfermedades cardíacas como son el infarto.
Las estatinas actúan inhibiendo la síntesis de colesterol permitiendo que estos bajen los niveles. Estos medicamentos permiten reducir el colesterol total, el colesterol LDL y los triglicéridos.
Debes saber que el colesterol es una sustancia grasa que circula en la sangre y que el colesterol total se compone de LDL Y HDL.
El LDL es llamado colesterol malo puesto que puede acumularse en las arterias formando placas que pueden dar lugar a un estrechamiento de las arterias.
 
El HDL es llamado colesterol bueno porque evita que el colesterol malo se acumule en las arterias y de lugar a enfermedades cardiovasculares.
Estas estatinas se usan para disminuir los niveles elevados de colesterol en sangre (hipercolesterolemia) o niveles de sustancias grasas. También están indicadas cuando se produce el aumento del colesterol de forma hereditaria y para la prevención de enfermedades cardíacas.

Las estatinas ayudan a prologan la vida puesto que reducen el riesgo de sufrir enfermedades cardíacas

Las estatinas ayudan a prologan la vida puesto que reducen el riesgo de sufrir enfermedades cardíacas independientemente de la cantidad de colesterol. Esta es la principal razón por la cual tomas estatinas aunque ya no tengas el colesterol alto.
La dosis dependerá de la gravedad de tu enfermedad. Estos medicamentos, de forma general, se toman una vez al día y preferentemente por la noche al acostarse, puesto que es en ese momento cuando se produce la síntesis de colesterol por parte de nuestro hígado.
Estos medicamentos son bien tolerados y seguros, aunque a veces pueden producir daño muscular o hepático. En rara ocasiones, los problemas musculares son graves y no todos los pacientes lo sufren.  
Si presentas dolor muscular, debilidad en los músculos, sensibilidad a la presión o aparece color amarillo en tu piel o en tus ojos, debes consultar con tu médico.
Las estatinas pueden interaccionar con otros medicamentos como los utilizados para las infecciones por hongos.
Recuerda que debes tomar esta medicación con una dieta correspondiente que permita reducir el colesterol. Tu farmacéutico puede recomendarte una dieta para esto.
Si tienes algún efecto secundario, consulta con tu médico o con tu farmacéutico incluso si notas algo diferente a los efectos secundarios que no aparecen en el prospecto.