En busca del primer maillot amarillo en una crono de 14 kilómetros

El Tour de Francia buscará mañana su primer maillot amarillo en una contrarreloj de 14 kilómetros totalmente llanos en las calles de la ciudad alemana de Düsseldorf, un recorrido pensado para los especialistas en la materia.

En su afán de no centrarse en esquemas preestablecidos, el Tour busca la alternancia. En 2014 y en 2016 la primera etapa estaba pensada para que un "sprinter" fuera el primer líder y, en esta ocasión, como en 2015, será un rodador.

La etapa supera el kilometraje que le catalogaría como prólogo, por lo que es considerada una etapa en línea y los organizadores esperan, además, que sirva para marcar las primeras diferencias en la general.

Los especialistas podrán alcanzar medias de 55 kilómetros por hora y, como elemento de comparación, en 2015 en Utrech en un perfil muy similar más de 150 de los 198 corredores perdieron al menos un minuto con respecto al vencedor de la prueba.

La etapa servirá también como símbolo de la amistad franco-alemana y de la construcción europea. Ese mismo día, Alemania rendirá homenaje al canciller Helmut Kohl, fallecido hace dos semanas, y tendrá lugar un día después de la muerte de la francesa Simone Veil, primera mujer en presidir el Parlamento Europe.

ETAPA 1

Düsseldorf-Düsseldorf (CRI), 14 km

Salida del primer ciclista: 15.15 (13.15 GMT) 

Salida del último ciclista: 18.32 (16.32 GMT) 

Llegada prevista del último ciclista: 18.48 (16.48 GMT).


Hay que recordar que los mejores ciclistas del mundo se vienen a preparar la temporada, centrada en el Tour de Francia, a las Islas Canarias, por sus condiciones durante lo meses de invierno y por la altura de las isla. Alberto Contador y el máximo favorito, Chris Froome, no faltaron a su cita.