Samuel Cruz / CEDIDA

Cotime muestra su disconformidad con las novedades que afectan a las cuentas anuales

Tubigú

El Colegio Oficial de Titulados Mercantiles y Empresariales de Santa Cruz de Tenerife (Cotime) comparte su desacuerdo con las novedades que lleva consigo la entrada en vigor de la Orden JUS/793/2021, de 22 de julio. Esta Orden aprueba los modelos de presentación en el Registro Mercantil de las cuentas anuales, publicada en el BOE el 26 de julio, y que afectan al ejercicio 2020.

En este sentido, el decano de Cotime, Samuel Cruz Palenzuela, ha sido claro: “Aun entendiendo la utilidad que pudiera tener adecuar la información que las empresas facilitan mediante este instrumento a la realidad de la pandemia, resulta inadmisible la vía escogida. Supone un sobreesfuerzo adicional a las empresas y al colectivo profesional que presta servicios de apoyo y consultoría”.

Diferencias derivadas

Cruz añade que esta situación "crea diferencias derivadas de la fecha de entrada en vigor de la norma entre distintas empresas. Las que hayan depositados las cuentas antes del 27 de julio tendrán un contenido informativo distinto de otra empresa de similares características que lo haga después de esa fecha, lo que no deja de constituir cierta anomalía.”

Además, el decano de Cotime resalta que la norma “no facilita que las empresas puedan cumplir sus obligaciones de forma ágil. Tampoco reduce la carga burocrática que vienen sufriendo, muy especialmente en este último ejercicio”.

Soporte formativo a sus colegiados

“Estas medidas no están alineadas con la intención anunciada desde la Administración de reducir los trámites de las empresas para el cumplimiento de sus obligaciones, pues se añaden nuevas cargas a falta de cuatro días para finalizar la campaña, y ya han sido muchas las organizaciones que han presentado su depósito”, agrega Samuel Cruz.

No obstante, fiel a su principal propósito institucional, desde que se anunció la entrada en vigor de la Orden, Cotime ha prestado un sólido sistema de formación a sus colegiados con información actualizada. También ha llevado a cabo un foro de consulta, mediante una sesión-webinar en directo, con el oficial del Registro Mercantil de Santa Cruz de Tenerife, Carlos de la Rosa, que congregó a más de 150 asistentes.

Las nuevas modificaciones

La nueva orden trae como novedades la obligatoriedad de aportar información no financiera. Para empresas auditadas, la incorporación de algunos datos del informe de auditoría, que debe adjuntarse al resto de documentos que conforman las cuentas anuales.

Los expertos destacan lo innecesario que resulta duplicar una información que ya consta en el informe de auditoría que se acompaña. Además, de otra parte cuestionan la necesidad de incluir información específica sobre ciertas contingencias descriptivas que derivan de la COVID-19, en un ejercicio ya destacado de trasladar mayor carga burocrática a empresas y profesionales.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...