Construyen un nuevo centro sociosanitario para 185 usuarios en La Gomera

El Gobierno de Canarias construye un nuevo centro sociosanitario para 185 usuarios en La Gomera, cuya inversión supera los 13 millones de euros.
La nueva infraestructura dispondrá de 82 habitaciones, entre las habilitadas para uso individual y las de uso compartido, permitiendo atender en el servicio de estancia residencial a un total de 150 usuarios, más los 35 adicionales de estancia diurna. 

El presidente de Canarias, Fernando Clavijo, junto al presidente del Cabildo de La Gomera, Casimiro Curbelo; y la consejera de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda, Cristina Valido, participaron este viernes en el acto de colocación de la primera piedra del centro Sociosanitario de La Gomera y la inauguración de su vía de acceso, ha informado el Ejecutivo en un comunicado.

El presidente de Canarias, Fernando Clavijo, señaló que este centro “dará respuesta a las necesidades de La Gomera no solo a corto, sino también a largo plazo, en un ámbito tan prioritario para mi Gobierno como el de la atención a nuestros mayores”.

Clavijo señaló que “estamos ante un proyecto, fruto del II Plan de Infraestructuras Sociosanitarias de Canarias, demandado, necesario y de justicia social, una obra que, además, proyectará otras mejoras para esta isla y que generará economía y empleo, de forma directa e indirecta desde todo el proceso que implica su construcción hasta su puesta en funcionamiento”.

Curbelo recordó el largo camino emprendido desde que hace más de ocho años se comenzó hablar de la construcción de esta infraestructura y se refirió al envejecimiento poblacional como uno de los principales desafíos a los que se enfrenta la sociedad canaria.
“En nuestro caso, son más de 4.500 las personas mayores de 65 años, de las que más de un centenar son demandantes de una plaza asistencial”, precisó. 

El edificio contará con cinco niveles, entre los que se distribuirán los servicios de comedor, cocinas, habitaciones, salas de estar, áreas de atención médica, baños geriátricos, sala de terapias rehabilitadoras, zonas de paseos y estancia exterior, así como espacios polivalentes, diseñados siguiendo criterios de sostenibilidad y ahorro energético.

La distribución del edificio, diseñado por Cabrera-Febles, Arquitectura, Paisaje y Urbanismo, permitirá que las habitaciones, situadas en la primera y segunda planta, dispongan de amplias franjas de luz solar, al estar orientadas al sureste, con vistas al entorno o a los jardines interiores.

Además, en cada planta se creará una zona de control de enfermería estratégicamente ubicada en el cuerpo del edificio para garantizar la seguridad y el cuidado de los usuarios.
La redacción del proyecto, junto a la dirección de obra tuvo una inversión de 374.682,52 euros, a la que se une el coste de la demolición del antiguo hospital por valor de 324,556,65 euros.