Capítulo 1 (primera temporada): 'Se acerca el invierno'

Si eres uno de esos fans que, cuando acaba una temporada de Juego de Tronos, se te queda un vacío inmenso en el corazón y en tu vida, significa que no solamente te gusta la serie, sino que estás obsesionado con ella. No te preocupes, porque en AtlánticoHoy también estamos obsesionados con los dragones, las traiciones, las intrigas y las diferentes casas nobles de Poniente. Por eso, te proponemos un plan para hacer la espera hasta el estreno de la última temporada un poco más llevadera, comentando CADA VIERNES todos los capítulos de la serie, uno por uno, semana tras semana, para volver a disfrutar de ellos y poder recordar detalles y matices que es posible que se perdieran por el camino. Empezamos...

Capítulo 1 (primera temporada): 'Se acerca el invierno'

Tres miembros de la Guardia de la Noche se dirigieron más allá del Muro en esa primera escena del primer capítulo. Para los que no habíamos leído los libros, no sabíamos qué era el Muro y tampoco conocíamos lo que se escondía tras sus fronteras. Esa primera escena nos dejó claro cuál iba a ser el tono de la serie: el misterio constante de un tipo de fantasía que se hace de rogar, enseñando paso a paso cuáles son los elementos mágicos de las diferentes tramas. 
Desde el principio, comenzamos a entender lo dura que iba a ser esta serie. El orgullo del líder de esa primera expedición en tierra de los salvajes llevó a sus dos camaradas a morir a manos de los Caminantes Blancos; pero por aquel entonces tampoco sabíamos qué o quiénes eran esas criaturas con ojos azules.
Fue entonces cuando vimos la famosa cabecera con los créditos de la serie, una de las más originales y atractivas de las que se han visto en televisión. Son pocas las escenas o las secuencias de la serie que se introducen antes de estos reconocibles créditos. Es por ello que cada escena que viene antes de la música y los mapas de la cabecera es de vital importancia para el desarrollo de la historia en Poniente. 
Después de esta introducción, se presentaron a los diferentes miembros de la familia Stark: Ned, Catelyn, Jon, Robb, Sansa, Arya y Bran (cuando todavía podía caminar). El carácter de cada miembro de la familia de Invernalia quedó muy claro, incluido el de Theon, aunque no nos imagináramos lo que estaba por llegar. 
"Se acerca el invierno", dijo Ned Stark antes de llevar a todos sus hijos a ejecutar a uno de los miembros de la Guardia de la Noche. ¿La Guardia de la Noche? ¿Qué era aquello? Debía de ser muy importante. Lo era, aunque pronto supimos que solo los renegados eran bienvenidos en el Muro. 
"El hombre que dicta la sentencia debe blandir la espada" fue otra de las conocidas frases de Ned que lo convirtieron en un icono de la televisión. Por otro lado, los símbolos comenzaban a estar muy presentes en la trama, como los cachorros de lobo huargo que se encontraron al volver al castillo. Uno para cada hijo del Guardián del Norte. 
Los primeros personajes que vimos en Desembarco del Rey fueron los mellizos Lannister: Jaime y Cersei. ¿Quiénes eran? ¿Qué tramaban? ¿A quién habían asesinado? Se presentaron como los antagonistas de la serie, pero incluso los villanos son humanos. Por eso, se pudo volver a definir por medio de la serie el concepto de 'bueno' y 'malo'. 
Image
Bran Stark, después de presenciar la ejecución de un desertor | Fotograma del tráiler de la serie (HBO).
Jon Arryn había muerto y el rey, Robert Baratheon, necesitaba a un nuevo consejero. Por eso, se dirigió al Norte a buscar a su viejo amigo Ned, que le había ayudado a ganar la guerra contra el Rey Loco. 
El rey, con los guardias de los Lannister y los Baratheon a sus espaldas (aquí se nos enseña otro símbolo: el ciervo de los Baratheon), bajó de su caballo, más gordo de lo que Ned recordaba. 
Lo primero que quiso Robert fue ir a la cripta de los Stark, donde descansaban todos los ancestros del Norte. Entre ellos estaban los restos de Lyanna Stark, la hermana de Ned, de la que Robert estuvo enamorado y que fue "asesinada" por el que había sido el enemigo número del rey: Rhaegar Targaryen. Ahora sabemos que no era el asesino que todo el mundo decía que fue, porque hemos aprendido que en todos los bandos de la serie había buenos, malos, no tan buenos y no tan malos. Había de todo, pero Rhaegar era un asesino para Robert y para nosotros en aquel momento inicial de la serie. 
Robert tenía la intención de unir las casas de los Stark y de los Baratheon y, además, quería que Ned fuera su Mano, su principal consejero, para que hiciera todo el trabajo sucio que él no estaba dispuesto a hacer. 
El personaje de Tyrion comenzó siendo un ser grotesco y pervertido para todos los espectadores. Y no era para menos, pues la primera escena en la que aparece tuvo lugar en un burdel de Invernalia. El enano interpretado por Peter Dinklage, que ganó un Globo de Oro y un Emmy por su interpretación de este miembro de la familia Lannister, era un personaje claroscuro y, como la serie en sí misma, guardaba muchos secretos, uno más dignos y otros menos, pero le dieron al personaje una dimensión humana y un carisma que pocos personajes de la serie llegaron a tener en la primera temporada. 
Además, conocimos a los Targaryen: a Viserys y a su hermana pequeña Daenerys, hermanos del famoso "asesino" Rhaegar. No tuvimos duda de la naturaleza cruel de Viserys, pero su hermana comenzó siendo un personaje contenido y místico, muy alejado de la Reina de Dragones que hemos visto en las últimas temporadas. 
Y el juego comenzó. Todos querían el trono. Y una de las formas que había de llegar al poder era consiguiendo aliados y estos se conseguían por medio del matrimonio. El poderoso Khal Drogo y Daenerys se casaron, para el interés de su despreciable hermano, que quería recuperar su corona con el ejército del señor de los caballos; o, por otra parte, el futuro matrimonio de Sansa con el príncipe Joffrey, que parecía un poco inofensivo al principio. Presumido y engreído, pero inofensivo. ¡Qué equivocados estábamos!
Las viejas rivalidades y rencores empezaron a aflorar y se mostraron como un gran aliciente para engancharse a la serie de moda. Y no solo eso, sino que, según la hermana de Catelyn, los Lannister planeaban matar al rey, igual que habían matado a Jon Arryn. 
La boda de Drogo y Daenerys y la presentación de Jorah Mormont fueron escenas que precedieron al gran secreto a voces de Poniente: Bran fue testigo del romance entre la reina y su hermano mellizo y aquello casi le costó la vida al ser empujado al vacío desde lo alto de una torre por Jaime Lannister.
Tráiler de la primera temporada: