Imagen de archivo de un rescate | EFE

CEAR pide más coordinación institucional "para frenar la xenofobia creciente"

Tubigú

CEAR Canarias cree que los hechos ocurridos este fin de semana en Mogán, donde unos vecinos protestaron por la permanencia de inmigrantes en hoteles, "no son aislados" y pide que las instituciones implicadas trabajen "de forma más decidida y coordinada para frenar la xenofobia creciente".

En su cuenta de Twitter, CEAR Canarias ha "rechazado cualquier tipo de acción o actitud violenta, sea colectiva, organizada o individual, más si cabe a las puertas de espacios de acogida humanitaria, en cuyo interior hay personas en situación de vulnerabilidad". La ONG también ha reiterado su "llamamiento a la serenidad para seguir afrontando con la determinación y protección necesaria la situación actual, tanto de personas adultas como de menores" llegados a las islas en pateras o cayucos.

A juicio de la organización "los hechos de Mogán este fin de semana, desgraciadamente, no son aislados", por lo que pide a la Administración que se "garantice la seguridad de todas las personas que conviven en esta sociedad, sea cual sea su origen". "No es edificante ni constructivo quedarse de perfil ante el aumento de la aporofobia, el señalamiento del colectivo migrante con acusaciones generalizadas, para lo que se precisa trabajar de forma más decidida y coordinada para frenar la xenofobia creciente", asevera la ONG.

Cruz Roja aconsejó el pasado sábado a los inmigrantes alojados en un complejo turístico de Arguineguín, en el municipio grancanario de Mogán, que no salieran a la calle, por indicación de la Guardia Civil, ante la protesta que un grupo de vecinos protagonizó a las puertas del establecimiento. Según ha informado a Efe este lunes el presidente de Cruz Roja en Canarias, Antonio Rico, la organización no ha emitido ninguna directriz ni comunicado alertando a los inmigrantes de que no salgan a la calle, pues "cada persona es libre de tomar su decisión".

No obstante, ha dicho que ante la protesta del pasado sábado, en la que unas 40 personas pedían el desalojo de los inmigrantes acogidos en establecimientos turísticos ante las puertas de un complejo, se actuó conforme a lo indicado por la Guardia Civil y "al sentido común".

Vecinos de Mogán, localidad a la que pertenece Arguineguín, volvieron a protestar por la permanencia de inmigrantes llegados a la isla en patera en alojamientos turísticos de la localidad, una manifestación "no autorizada" que llegó a las puertas de uno de los complejos de apartamentos y que se disolvió en presencia de la Policía Local y la Guardia Civil este sábado, según han precisado fuentes municipales.

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...