Canarias ratifica la oferta de valor de sus playas y el clima como reclamo turístico

De la Rosa ha señalado que su departamento no ha detectado ningún peligro importante ni para la marca Canarias en el exterior, ni para la imagen, ni tampoco en el volumen de reservas y la salud de los turistas.

El viceconsejero de Turismo del Gobierno de Canarias, Cristóbal de la Rosa, ha asegurado que el impacto sobre el turismo de las microalgas que han afectado a las costas de Tenerife ha sido bajo, según el seguimiento realizado por su departamento.

Ese estudio, ha indicado De la Rosa en declaraciones a los medios de comunicación, se ha realizado tras analizar las noticias en los mercados de origen y en las redes sociales tanto de Canarias como del exterior.

Según el viceconsejero, el tráfico de las redes de Canarias con contenido turístico es de aproximadamente un millón de visitantes, una cifra que no ha disminuido significativamente, por lo que pueden afirmar que no se ha puesto en peligro "ninguno de los valores de Canarias"

La estrategia que están siguiendo desde la Consejería, ha explicado Cristóbal de Rosa, consiste en enviar información a través de los canales oficiales y reaccionar frente a cualquier información que pueda perjudicar la marca, algo que "hasta ahora no ha ocurrido".

De la Rosa ha señalado que su departamento no ha detectado ningún peligro importante ni para la marca Canarias en el exterior, ni para la imagen, ni tampoco en el volumen de reservas y la salud de los turistas.

En ese aspecto, el viceconsejero ha señalado que los turistas que visitan Canarias se encontrarán "las mejores playas y el mejor clima del mundo".

Ha destacado que, a pesar de que haya sido en Reino Unido donde la prensa más ha informado negativamente sobre las microalgas, no ha sido éste el país en el que más impacto ha tenido, sino que la información se ha concentrado sobre todo en Francia e Italia, países en los que se han referido a este fenómeno como algo natural, "salvo algunas informaciones sensacionalistas".

Más responsabilidad en la información sobre las microalgas 

 La Asociación Hotelera y Extrahotelera de Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro, Ashotel, ha exigido a los responsables públicos mayor claridad y responsabilidad en la información sobre el origen de las microalgas y los vertidos al mar en las playas de Tenerife y sus consecuencias para la población con el fin de evitar "los bulos y disparates".

"Debemos exigir y escuchar las recomendaciones que se hacen desde las autoridades sanitarias del Gobierno de Canarias, que son las únicas competentes para informar a la población sobre la situación actual, su evolución y posibles soluciones", afirma un comunicado de la patronal hotelera. 

Agrega que no van a entrar a discutir sobre ambos fenómenos porque no son expertos en la materia, y afirman que por la información que circula por las redes, "parece que hay más personas tóxicas fuera del agua, que se dedican a hacer circular rumores falsos, que la posible toxicidad de las ya archiconocidas microalgas", 

Ashotel considera que se está creando un clima de histeria colectiva que muchas personas contribuyen a incrementar cuando se dedican a circular y difundir noticias sin credibilidad alguna y sin pararse a reflexionar lo más mínimo sobre las consecuencias que puede tener para la imagen turística de Canarias. 

"Conviene recordar que todos o casi todos los que vivimos en Canarias dependemos del turismo y aquellos que ven en este fenómeno una oportunidad para criticarlo con no se sabe qué finalidad, pueden generar un daño irreparable al único sector que mantiene a flote nuestra economía y del que dependen miles de familias", apunta Ashotel. 

Asimismo, la asociación hotelera insiste en exigir "claridad y transparencia" en la difusión de la información oficial que se emite y por ello insiste en la información que deben dar las administraciones con competencias en la materia y con los recursos y medios necesarios para informar a la población. 

Los mensajes contradictorios
En opinión de la patronal turística, no contribuye en nada que administraciones de diferente nivel y diferente signo político lancen a la opinión pública mensajes contradictorios. 

Ashotel también pide responsabilidad a los medios de comunicación a la hora de elaborar sus informaciones, "para que contrasten todos los datos y evitar así caer en la difusión de sensacionalismos que generan una alarma innecesaria entre la población". 

Además apela a la responsabilidad "de cada uno de nuestros ciudadanos" para que no contribuyan a generar y difundir rumores "que sólo sirven para confundir y alarmar innecesariamente". 

"Solo con información veraz y contrastada podremos emplear los medios necesarios para superar esta situación. Somos una región de la Unión Europea con sanidad y recursos científicos del primer mundo. Dejemos trabajar a las autoridades para que busquen una solución a este fenómeno", agrega.