Canarias podría regular playas y controles portuarios y aeroportuarios si adelanta la desescalada

El Gobierno de Canarias analizará la posibilidad de establecer nuevas normas en algunas materias si adelanta la desescalada en las islas, como en playas, fiestas populares y controles aeroportuarios y portuarios, ha dicho el portavoz y consejero de Sanidad del Ejecutivo, Julio Pérez.

En rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno, Julio Pérez ha manifestado que tal vez pueda ser conveniente reglamentar algunas actividades, por lo que se ha encargado a las consejerías que identifiquen cada área de su actividad que precisen regulación. Pérez ha dicho que es una situación similar a la que se produjo al pasar de la fase 2 a la 3, en la que está ahora Canarias, cuando el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, firmó un decreto para restringir el ocio nocturno respecto a lo que se permitía en el resto del Estado.

Pérez ha dicho que "le parece dificilísmo que las consejerías contesten de aquí al lunes", por lo que no cree que pueda haber una desescalada anticipada a partir del 15 de junio, y ha considerado que esta podría ser diferente en cada territorio, pero el Gobierno duda de si esa decisión tendría más ventajas que inconvenientes.

Algunos ayuntamientos han pedido que haya una regla general para la desescalada, y aunque podría dejarse en manos de los municipios, el Gobierno cree que es mejor una normativa común, ha dicho Pérez. "Van a ser necesarias muchas normas, la situación sanitaria lo exige", ha dicho el portavoz, quien ha recordado que hay una norma estatal pero puede ser útil que se estudien casos concretos y se legisle sobre ellos.

El portavoz del Gobierno ha insistido asimismo en que Canarias prefiere que los turistas extranjeros se hagan los test PCR en origen, pero, si no es así, se harán en el archipiélago, algo que puede perjudicar a los visitantes, ya deberían permanecer en cuarentena.

Tras la reunión del Consejo de Gobierno de Canarias, el también consejero de Sanidad ha indicado que se ha debatido de forma prolongada acerca de la forma de establecer los controles sanitarios en los puertos y aeropuertos por los que lleguen los ciudadanos extranjeros cuando se restablezca el turismo.

Julio Pérez ha destacado que el Gobierno canario quiere que los turistas extranjeros dispongan de un certificado de que no están contagiados, con una validez de 48 horas, y ha dicho que es posible que los test PCR se hagan en Canarias, y en ese caso habrá que ver quién y cómo se pagan.

También ha explicado que el consejero de Transportes, Sebastián Franquis, ha presentado un informe técnico sobre como implantar los sistemas de salud, y añadió que en cuatro aeropuertos de las islas se han instalado cámaras termográficas. Julio Pérez ha señalado que aún no se sabe cómo se regularán esos sistemas ni quién hará los controles.