Brasil en boga: arte y parte

Las circunstancias políticas, sociales, y la estabilidad económica de Brasil han propiciado la intensificación del comercio artístico, íntimamente vinculado a la riqueza creativa de los artistas, la posibilidad de contar con espacios expositivos, un mercado de arte sensible, un público capaz de comprender y disfrutar de las producciones realizadas.
En España, contamos con un relevante porcentaje de galerías de arte que representan a artistas brasileños. Sin esta actividad comercial, pero también promocional, contaríamos con un número de obras mucho menor y circunscritas únicamente a centros públicos o museos. 
Tras haber entrevistado a varios galeristas españoles que trabajan con artistas latinoamericanos, he seleccionado algunas reflexiones planteadas por Marielo Góngora, directora de la galería Fernando Pradilla en Madrid.  Un espacio artístico fundado hace 30 años en Bogotá, que abrió sus puertas hace doce años, y desde entonces trabaja con artistas latinoamericanos de calidad, preocupados por dar a conocer su obra en nuestro país.  
En este sentido, destacamos la forma de contactar con los artistas extranjeros, cuyo cauce más habitual, siendo las ferias y exposiciones de arte. Además, la galerista insiste en reconocer que Brasil es un pais de gran riqueza artística y variada de respuestas creativas y que el principal problema se encuentra en los precios elevados de las obras de arte, que sin duda no son freno para los coleccionistas españoles, quienes están arriesgando en la adquisición de piezas alcanzando un atractivo estético y una rentabilidad económica.
Como conclusión, y abriendo una tesis reflexiva, investigaré y trabajé por conocer si existe una reciprocidad en el mercado brasileño, es decir, si los artistas españoles gozan del mismo prestigio en Brasil.