Oh my God!

Hoy me he levantado como todos los días y me miro en el espejo mientras me cepillo los dientes y oh my God! ....veo mis primeras canas. Enseguida pienso... Me estoy haciendo mayor. Odio teñirme, odio ser esclava de la mensualidad y obviamente odio hacerme mayor, pero cómo que mayor si sólo tengo….

Después de empezar con el pie izquierdo el día, todo lo veo gris, …gris, pues hablemos del gris aplicado al color pero esta vez aplicado a nuestras cabezas.

En las últimas semanas ha sido portada en las revistas del cuore que la reina Letizia tiene canas. Ohhh, gracias por ser mortal! Claro que tiene canas como el 99% de las mujeres de su edad, quien pensaba que la reina lucía una melena natural a su edad. Pero lo que más me espanta es que eso es noticia al igual que una foto publicada por Salma Hayek luciendo canas
.
Image
Pues sí, el gris en todas sus tonalidades y misturas va ganando puestos a los cobrizos y castaños. Ya es normal verlo en cualquier lugar y ocasión, tiñendo cabezas de cualquier edad. No nos extraña ver a adolescentes con el pelo gris emulando a sus ídolos como Lady Gaga, la cual lo ha lucido en su última aparición pública. 
Image
Image
Pero esto no es nuevo, si tiramos de hemeroteca quien no recuerda a Meryl Street interpretando a Miranda Priestly en la película “El Diablo se viste de Prada”. El pelo gris ahora se ha convertido en intencional y no en accidental. Cada vez se hace más extensa la paleta de grises tocando o rozando otros colores como el violeta. Pero no sólo ha aumentado la gama de tintes sino también ha aflorado una legión de tratamientos para mantener bellos esos cabellos y tutoriales del cuidado del citado color.

Toda esta reflexión no significa una apología a la naturalidad, no quiero que penséis que ahora que me han salido mis primeras canas diga pues ¡vivan las canas! y me dejo mi pelo al natural . STOP!!! No a todas nos queda bien este color al igual que no todas somos explosivas porque nos tiñamos de rubio. Como siempre he dicho hay que aplicar las modas dependiendo de nuestro estilo y dejándonos asesorar por personas expertas en este campo en nuestras peluquerías de confianza.

Tip de la semana: Que no te tomen el pelo