Alertan de posible tráfico de estupefacientes en el albergue municipal de Santa Cruz

Tubigú

Durante las últimas semanas el sindicato mayoritario dentro de las administraciones públicas, la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha mantenido diferentes conversaciones con Guillermo Díaz Guerra, concejal delegado en materia de Sanidad, y Rosario González Carballo, concejala delegada de Acción Social dentro del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, en el que se les alertan y se les hace saber que la empresa que gestiona actualmente el Centro Municipal de Acogida de la capital, “el albergue municipal”, la mercantil Grupo 5, encomienda de forma diaria a sus trabajadores, que no son enfermeros, ni auxiliares de enfermería ni tan siquiera tienen conocimientos farmacéuticos, el suministro diario de las medicaciones de los usuarios, muchos de ellos con graves problemas de salud e incluso adictos a estupefacientes de distinta índole, argumenta en un comunicado el CSIF.

Desde la central sindical se alarma tras las quejas de muchos de los trabajadores con los que cuenta la empresa Grupo 5, que según alegan, “tienen miedo de que incluso algún usuario haga un uso erróneo tras una errónea asignación de sus dosis diarias recomendadas de ansiolíticos”. Según manifiestan los propios trabajadores, “muchos de los usuarios tienen acceso directo a los armarios en los que se guarda la metadona, incluso muchos trabajadores cometen errores frecuentes en el suministro de los medicamentos, toda vez que se ven obligados por la empresa Grupo 5 a realizar un cometido de una responsabilidad que no compete y en el que nos vemos sin quererlo en la tesitura de hacer caso al mandato de la empresa y por ello, cometer errores que pueden llegar a suponer sobredosis de algunos usuarios, respondiendo como es lógico, en vía penal si llegara el fatal acontecimiento”.

Críticas a políticos

El sindicato CSIF, señala la nota informativa, a pesar de sus esfuerzos para que tomen medidas suficientes y erradicar esta práctica dentro del albergue de Santa Cruz de Tenerife, “no ha visto como la parte política se ha tomado su trabajo de forma suficiente con respecto a la magnitud del problema”. Según el abogado del sindicato CSIF, Cristo Llurda Faro, al que han acudido distintos trabajadores del albergue, “el problema radica ya no únicamente en la realización de funciones sanitarias por trabajadores que no tienen la capacidad suficiente para suministrar medicamentos, el problema es tan grave que incluso los propios trabajadores son los que acuden a una farmacia cercana al albergue para retirar los fármacos de todos los usuarios del mismo, lo que hace cuanto menos pensar sobre la legalidad de lo que está sucediendo allí dentro”.

Añade el abogado del sindicato que “somos un sindicato que mucho más allá de presentar demandas, tenemos un objeto social más amplio, objeto social que engloba el proteger a trabajadores de cometer verdaderas atrocidades como
las que les obligan a cometer suministrando verdaderas drogas, ya que no debemos de olvidar que la conocida metadona es un opioide sintético utilizado para ayudar en la desintoxicación de personas dependientes de otros opioides su opiáceos”.

Por último, resalta la nota de prensa, se añade desde el sindicato CSIF que no dudarán en acudir a la Consejería de Sanidad o incluso a la Fiscalía Provincial de Santa Cruz de Tenerife si no se toman por parte del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife las medidas suficientes para acabar con la práctica que se está llevando a cabo dentro del albergue municipal.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...