El mercado de la animación demanda profesionales del sector

La falta de personal cualificado es uno de los principales obstáculos para la industria de la animación y los videojuegos en España, donde la mitad de la plantilla ha sido extranjera en producciones como "Planet 51", según ha dicho hoy Mercedes Rey, una de las responsables de esa película.

"Éramos como 350 personas y la mitad venía de fuera", ha recordado Mercedes Rey, actualmente directiva de la madrileña Universidad de Tecnología y Artes Digitales, al analizar la situación del sector en Las Palmas de Gran Canaria, donde asiste al festival de cine de animación Animayo.

Como parte del equipo que trabajó en "Planet 51", uno de los mayores proyectos del cine de animación que se ha llevado a cabo en España, ha destacado que para hacer posible ese largometraje "hubo que traer como al 50 por ciento de la plantilla de fuera".

La razón de ese proceder es que "España es un país que tiene gente con muchísimo talento y muy poca formación", hasta el punto de que, al tratar de completar el equipo que se requería para hacer esa película, "sufríamos muchísimo buscando los perfiles profesionales que necesitábamos porque no tenían la formación correcta, y nos veíamos en la necesidad de captar mucho talento fuera", ha dicho.

Mercedes Rey ha matizado, no obstante, que en los últimos años la situación ha mejorado. porque se ha comenzado a impartir educación especializada. Aunque al buscar profesionales para nuevos proyectos, ya sean de cine de animación o de videojuegos, "todavía cuesta un poco, porque hay muy pocas universidades que oferten este tipo de grados", ha apostillado.

En todo caso, el avance que se viene produciendo en los últimos años en la incorporación al sector de personal nacional cualificado ha quedado patente hoy también en Animayo con la presencia de gente como Laura Bethencourt, una joven nacida en Gran Canaria que es supervisora de producción en los estudios de animación españoles Ilion, con sede en Madrid y promotores precisamente de "Planet 51".

Implicada en películas de éxito como "Mortadelo y Filemón" y actualmente participante en un proyecto de coproducción con la histórica compañía estadounidense Paramount, Laura Bethencourt ha expresado su confianza en la pujanza de la industria de la animación y, en general, del cine en España.

Tanto que, pese a admitir que las primeras oportunidades laborales que le permitieron adentrarse en ese mundo las consiguió después de haber decidido afincarse en Madrid hace 17 años, ha dicho apostar por poder volver en un futuro a su isla natal, desde la idea de que podría llegar a convertirse en un territorio con una buena implantación del negocio de la gran pantalla.

"La verdad es que tengo la esperanza de que se convierta como en un Canadá para Estados Unidos", ha llegado a decir al respecto.

Atrapa la bandera

La también película española de animación ‘Atrapa la Bandera’ tuvo en Canarias una importante participación en el desarrollo de la misma. En este sentido, la productora Lightbox Entertainment delegó en las instalaciones del Instituto Tecnológico de Canarias ITC, de Santa Cruz de Tenerife, parte del trabajo de animación del film llevado a Hollywood. Al equipo de modelación y animación 3D, se le sumó el compositor tinerfeño Diego Navarro, autor de la banda sonora de la película e interpretada por la Orquesta Sinfónica de Tenerife.