Los nuevos siete kilómetros de la alegría

Los nuevos siete kilómetros supondrán un importante ahorro de tiempo para los usuarios de la vía, ya que el mismo recorrido que antes precisaba veinte minutos se puede hacer a través de la nueva carretera en solo siete minutos. Hablamos del famoso tramo de La Aldea, una reivindicación vecinal, que está de celebración.

Lejos de la foto de políticos canarios, quienes derrochan alegría son indudablemente los vecinos, y en la redes sociales las muestras de apoyo a este destino y las distintas reacciones se han notado.

¡Nos vamos a La Aldea!
Aprovechamos la nueva carretera y que acerca la Semana Santa para visitar este municipio grancanario. Según la página oficial de Turismo de La Aldea de San Nicolás podemos encontrar lugares destacados: El Roque (lugar donde estuvo ubicada la Ermita que construyeron los frailes mallorquines), El Charco, el Parque Rubén Díaz y la antigua destilería de ron.

Más hacia el norte se encuentra la playa del Puerto; lugar de encuentro de muchas familias aldeanas y visitantes foráneos que buscan tranquilidad. Esta pequeña cala nos ofrece su arena negra y sus aguas cristalinas.

Descubre parajes como Güigüi o Gu guy. Se trata de una Reserva Natural Especial y un Área de Sensibilidad Ecológica cercana a La Aldea de San Nicolás, al suroeste de la isla de Gran Canaria. Se caracteriza por barrancos y acantilados compuesta por una importante población de flora (termófila, cardones y tabaibas) y fauna (principalmente aves).
La gastronomía
Destacan los pescados y mariscos frescos, las carnes, el caldo de pescado con gofio escaldado, el mojo hervido de morena, los potajes, etc. Mención especial merece un plato creado en este municipio: La Ropa Vieja de Pulpo. Abundan también los frutos tropicales: el plátano canario, los papayos, aguacates, mangos. Son exquisitas las confituras caseras de tomates, papaya, mango, y la repostería local basada en estos frutos, como el dulce de mango, el dulce de papayo, queques, bollos y mantecados. 
El Nuevo tramo

El tramo que discurre entre El Risco hasta el enlace del mirador del Andén Verde tiene una velocidad máxima permitida de 80 km/h y dispone de un túnel bidireccional de casi 3.170 metros, el más largo de Canarias y certificado como el más seguro de España, con siete galerías de conexión entre los dos tubos, situadas cada 400 metros.

El subterráneo consta en cada tubo de dos carriles de 3,5 metros de ancho, un arcén de 1,5 metros al lado del carril lento y de un metro del rápido, y dos aceras de 0,75 metros de ancho mínima.

Además, disponen de LED para un alumbrado cenital -mayor eficiencia energética y menor coste de explotación, equivalente al gasto de tres viviendas-; ventiladores de chorro; control de tráfico para la regulación del flujo de vehículos; detección y extinción de incendios; circuito cerrado de televisión -cámaras cada 100 metros-; y megafonía y comunicación por radio, entre otros sistemas.

Del tramo pendiente de tres kilómetros, están terminadas las explanaciones y se ha asfaltado ya el 30 por ciento de la vía; pero está por acabar el drenaje longitudinal, las barreras, la señalización y la ejecución de la glorieta de la entrada a La Aldea.